7 Aug 2012 - 9:00 p. m.

Un manto de irregularidades

Las denuncias señalan que lo que se detectó en la Unidad de Planeación Minero Energética es un pacto de tercerización para contratar por encima del precio del mercado.

Redacción Negocios

Luego del control de advertencia de la Contraloría General de la República al Ministerio de Minas y Energía, sobre la expedición de dos reglamentos de contratación cuya finalidad esencial ha sido el aumento injustificado de las cuantías establecidas para el trámite y adelantamiento, en las etapas precontractual, contractual y postcontractual, ahora la Red de Veedurías Ciudadanas descubrió irregularidades, como la compra de equipos con precios por encima del mercado y la decisión de trasladar la sede administrativa de la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme).

De acuerdo con Libardo Espitia, director de Servicios Públicos de la Red, en estudio de mercado que se realizó desde noviembre se detectó un sobrecosto por $74 millones en el contrato 19547-41-2001, celebrado con la firma Icommerce SAS para la compra de equipos de cómputo para la Unidad.

La investigación demostró que en el contrato, que tuvo un valor total de $199’810.000, el precio de los equipos suministrados por la compañía a la Upme era superior al precio del mercado y además no eran de última tecnología.

Otro elemento que pone en tela de juicio la gestión de la entidad tiene que ver con la decisión de cambiar la sede administrativa, que fue entregada en comodato por el Ministerio de Minas en 2005, por una sede nueva que están en proceso de adquirir y que está valorada en más de $13 mil millones.

Este proceso ha sido liderado por la secretaria general, Dunia Soad de la Vega Jalilie, con funciones delegadas de la Dirección General de la Upme, quien fue recomendada para este cargo por el ex ministro de Agricultura Andrés Felipe Arias, a tal punto que el pasado 19 de septiembre la funcionaria le envió una comunicación al Ministerio de Minas justificando el cambio de sede, porque consideraba que las instalaciones son obsoletas y además tienen cerca un reactor nuclear que puede afectar la salud de los funcionarios.

Este argumento no es suficiente para la Red, que considera que las actuales instalaciones cumplen con todas las normas para su funcionamiento, ya que constan de dos pisos, parqueaderos y una cancha de fútbol que separa al reactor nuclear del edificio.

Además, la Red encuentra contradictoria la posición de la entidad, que suscribió el contrato 06 de 2012, por $255 millones, el cual tiene como objeto adelantar el diseño y mejoramiento tecnológico de la actual sala juntas, el cual fue adjudicado a la firma Distribuciones Acústicas Ltda., pese a que se mantiene la decisión de adquirir sede nueva.

Asimismo, denuncia la entidad de control social que la Upme invirtió $36 millones adicionales para la instalación y adecuación de la red wirelles , pese a su decisión de cambiarse de sede. Además, la Upme invirtió $10 millones para hacer un peritazgo del edificio que podría ser su nueva sede, el cual está recién construido.

Con una función de advertencia al ministro de Minas y Energía, Mauricio Cárdenas Santamaría, en que denuncia algunas situaciones que podrían estar afectando el régimen de contratación de la Upme, la contralora general de la República, Sandra Morelli Rico, puso al descubierto que en los últimos 15 meses en la entidad se expidieron dos reglamentos de contratación, lo cuales fueron avalados por el director de la entidad, Óscar Uriel Acero, quien hace sólo unos pocos días dejó la entidad por solicitud del ministro Cárdenas.

Esta situación ha estado acompañada de la supresión de controles de revisión, seguimiento y análisis a la contratación.

El ente de control también denunció irregularidades en el contrato de consultoría 19547-009-2012 del 23 de julio de 2012, suscrito con el Grupo Sinergia Colombia, por valor de $495 millones, cuyo objeto principal es la asesoría y proyección de un Manual de Gestión Contractual y la presentación de recomendaciones y ajustes sobre el Manual de Contratación vigente.

Según la entidad, “se está pactando la tercerización al contratista de la etapa contractual (incluyendo la fase de planeación) de los diferentes proyectos de contratación que se adelantarían en la Upme con ocasión del Plan de Contratación vigente para 2012”.

Comparte: