El Magazín Cultural

Publicidad
14 Jan 2022 - 3:57 p. m.

Cartagena, la ciudad que reunirá a Gabo con su esposa

Gracias a una solicitud realizada por los hijos de Gabriel García Márquez a la Universidad de Cartagena, las cenizas del Nobel de Literatura reposarán junto a las de Mercedes Barcha.
En la foto Gabriel García Márquez en compañía de su esposa Mercedes Barcha durante una visita que realizó a Aracatacas en el año 2007, luego de veinticinco años sin pisar su ciudad natal.
En la foto Gabriel García Márquez en compañía de su esposa Mercedes Barcha durante una visita que realizó a Aracatacas en el año 2007, luego de veinticinco años sin pisar su ciudad natal.
Foto: AP - William Fernando Martinez

Los hijos de Gabriel García Márquez, Gonzalo y Rodrigo, realizaron en septiembre de 2021 una petición especial al rector de la Universidad de Cartagena: permitir que sus dos padres pudieran descansar juntos. “Queremos llevar las cenizas de nuestra madre junto a las de nuestro padre (…) Para tal fin, respetuosamente le solicitamos su autorización para dicho procedimiento”, afirmaron en la carta que enviaron. En la petición que hicieron también expresaron las motivaciones que los llevaba a realizar dicha solicitud. “Ellos formaron una hermosa pareja, un equipo en vida que deseamos se preserve en la eternidad”.

El anhelo de los hijos del Premio Nobel de Literatura será una realidad para marzo de este año, mes en que se prevé que los restos de Mercedes Barcha —fallecida en agosto de 2014 y quien fue esposa de García Márquez— sean trasladados al Claustro la Merced de la Universidad de Cartagena, lugar en donde permanecen desde 2016 las cenizas del escritor colombiano. “A ella le agradaba el enfoque cultural de dicho lugar, que a su vez estaba bajo la tutela de la universidad donde nuestro padre cursó estudios de derecho”, expresaron Gonzalo García y Rodrigo García en la carta.

Le invitamos a leer: Hiroshima: el artículo del que Einstein quiso tener mil copias

Aunque Gabriel García Márquez pasó gran parte de su vida —desde los años sesenta— residiendo en México, y fue en aquel país en donde falleció el 17 de abril de 2014, en vida había expresado que deseaba ser enterrado en Cartagena; aquella ciudad que tanto le gustaba, tanto así que el Nobel de Literatura tenía una casa ubicada en el centro histórico de “El Corralito de Piedra”. Por eso, a los dos años de la muerte del escritor, Mercedes Barcha en compañía de sus hijos dejaron las cenizas de su esposo dentro de la base de una escultura que se erige en un patio de color blanco y amarillo perteneciente al Claustro de la Merced. “Me impresionó pensar que estarían allí, que él estaría allí, durante mucho tiempo, siglos tal vez, hasta mucho después de que todos los que estábamos vivos nos hubiéramos ido” manifiesta Rodrigo García en su libro “Gabo y Mercedes: una despedida”.

A diferencia de la gran celebración que se realizó, durante varios días, en La Merced a la llegada de los restos de García Márquez —aquella en donde asistieron alrededor de quinientas personas, entre ellas familiares, amigos, políticos y periodistas— los hijos del escritor dejaron claro en su carta que en esta ocasión querían una ceremonia más íntima para su madre, en donde estuvieran rodeados por su familia y sus amigos.

Le invitamos a leer: La literatura de García Márquez en un manual de la Universidad de Oxford

En la actualidad, los hijos de Gabriel García Márquez planean convertir la antigua residencia de sus padres en México en un centro cultura que tendría por nombre “Casa de la Literatura Gabriel García Márquez’”. Además, Rodrigo García se desarrolla como productor de dos series que buscan llevar las obras de su padre a plataformas de streaming; “Cien años de soledad” a Netflix y “Noticia de un secuestro” a Amazon Prime.

Síguenos en Google Noticias
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.