La pelea de Clara López por el nombre de su movimiento Todos Somos Colombia

La candidata presidencial y exministra de Trabajo dice que el CNE no la notificó de que el movimiento Ébano de Colombia había sido acreditado con el mismo nombre que ella ha usado para recolectar firmas.

Clara López, candidata presidencial y exministra de Trabajo.Archivo

Días después de que los partidos y movimientos políticos inscribieran sus candidatos al Congreso para las elecciones de 2018, una polémica se ha gestado por cuenta del nombre de dos movimientos que inscribieron candidatos para la elección. Se trata de Todos Somos Colombia, el movimiento con el que la exministra de Trabajo Clara López ha promovido su candidatura a la Presidencia y con el que tiene candidatos para la llamada ‘Lista por la decencia’. Pero ese es el mismo nombre que ahora tiene el antiguo movimiento Ébano de Colombia, con varios candidatos al Congreso cuestionados por la Procuraduría.

(Lea aquí: Los inhabilitados para aspirar al Congreso, según la Procuraduría).

El asunto trascendió hace unos días cuando López, a través de su cuenta en Twitter, publicó varios tuits exponiendo la situación. Lo primero que hizo fue explicar que, desde la convención en junio, su movimiento había decidido optar por el nombre Todos Somos Colombia y que con ese empezó a hacer campaña para la Presidencia. Luego, criticó al Consejo Nacional Electoral (CNE) por no notificarle que Ébano de Colombia (del excongresista sucreño Yahir Acuña) optó por llevar el mismo nombre.

Con una imagen en su cuenta en Twitter, López explica el caso: “Sin que el Consejo Nacional Electoral (CNE) me notificara, le otorgó el nombre Todos Somos Colombia, al antiguo partido Ébano Colombia, que ha inscrito listas con personas inhabilitadas, afectando nuestro buen nombre y la confianza legítima del movimiento (…) Estoy totalmente sorprendida y consternada con la decisión del CNE, (porque) con esta medida nos están causando un perjuicio muy alto”.

(También: La campaña presidencial de las coaliciones).

Y es que además de la supuesta falta de notificación del CNE, otro agravante de toda esta polémica es que en un informe de la Procuraduría sobre 20 candidatos que estarían inhabilitados para el Congreso desvelado por El Espectador, la mayoría de los señalados están avalados por Todos Somos Colombia (antiguo Ébano de Colombia). Se trata de inhabilidades especiales halladas por la Procuraduría sobre los candidatos inscritos el pasado 11 de diciembre que les impiden postular sus nombres para que sean elegidos a cargos de elección popular.

En diálogo con este diario, López dejó ver su indignación por el actuar del Consejo Nacional Electoral: “A mí me pareció un exabrupto. Yo nunca recibí respuesta a una comunicación que envié el 1 de septiembre (sobre el tema) y me sorprendió la noticia de que la Procuraduría había encontrado que un alto número de las personas inscritas con inhabilidades pertenecían a la lista inscrita por la Fundación Ébano. Estoy preparando las demandas correspondientes, porque además de faltar al debido proceso, el CNE me ha causado un perjuicio muy grande”.

(Además: Así será el tarjetón para elecciones al Congreso en 2018).

Adicionalmente, afirmó que en las páginas oficiales de la Fundación Ébano no se ha hecho apropiación del nombre Todos Somos Colombia, por lo que, a su consideración, “tenemos un mejor derecho, en la medida en que hemos acreditado el nombre y lo hemos asociado a mi candidatura presidencial”. También dijo a este medio que no tenía conocimiento si el excongresista Yahir Acuña se había manifestado al respecto.

últimas noticias

El Congreso con el que gobernará Duque

Las prioridades en la nueva legislatura