Apuesta por el chef interior

Seis de los mejores chefs latinoamericanos enseñarán sus mejores recetas a través de la plataforma web de Samsung Chef Experience. El colombiano Harry Sasson es uno de los protagonistas.

Christopher Carpentier, Christian Bravo y Harry Sasson.
En 2014 el número de visualizaciones en Youtube sobre temas relacionados con gastronomía superó los 87 millones, lo que demuestra un interés creciente de las personas por desarrollar habilidades afines a la culinaria. A través de la plataforma Samsung Chef Experience, estrenada recientemente, Samsung busca dar respuesta a esta necesidad abriendo un espacio en el que seis reconocidos chefs latinoamericanos lleven de la mano a los internautas para que aprendan a cocinar y potencien su chef interior.
 
Olivier Anquier, por Brasil; Harry Sasson, de Colombia; Christopher Carpentier, de Chile; Christian Bravo, de Perú; Leandro Díaz, de República Dominicana, y Abel Hernández, de México, comparten en la plataforma sus mejores recetas. En el portal no sólo hay programas pregrabados de los chefs sino también un plan de preparaciones en vivo y en directo, en el que los usuarios pueden cocinar con ellos en tiempo real, resolver dudas, conocer tendencias y proponer nuevas experiencias gastronómicas. Además tendrán opciones para cocinar algo diferente cada día del año.
 
Estos son tres de los protagonistas.
 
Christopher Carpentier (Chile)
 
“Nadie puede ser sensato con el estómago vacío”, reza la introducción de su sitio web. Carpentier es el más joven del equipo y también uno de los más conocidos a nivel internacional. Su carrera como cocinero comenzó a los 18 años y desde entonces no ha parado de crecer. Luego de regresar a Chile de un viaje de estudios a Estados Unidos y de acercarse a la cocina chilena de la mano de Coco Pacheco, un reconocido chef local, abrió Agua, su propio restaurante, en Santiago de Chile, el mismo que fue incluido en 2002 por la Conde Nast Traveler Magazine en su listado de los 50 mejores restaurantes a nivel mundial.
 
Carpentier es uno de los chefs con más protagonismo en la televisión chilena. Su programa “Chris Quick”, transmitido por cable en todo Latinoamérica, lo convirtió en un chef de gran acogida entre el público joven y entre las personas que, a pesar de no tener tiempo, no quieren perderse el placer de cocinar. Carpentier enseñaba en él recetas fáciles y rápidas que se preparan con “lo que hay en la nevera” en tan sólo 30 minutos. Hoy es el dueño de dos restaurantes en el país austral.
 
Christian Bravo (Perú)
Descubrió la cocina cuando ya parecía tener establecido un proyecto de vida. Bravo era diseñador gráfico y tenía una empresa de posproducción 3D que abandonó para convertirse en cocinero. Cuando tenía 25 años, un amigo suyo lo invitó a ser jurado en una promoción de chefs de su escuela de gastronomía. Al salir del evento tomó la decisión de empezar de nuevo. Hoy es dueño de cinco restaurantes en el país vecino y también una de las caras más conocidas de la televisión peruana.
 
Define su comida como gourmet confortable y en ella ha logrado mezclar sus conocimientos de diseño durante los procesos creativos de los platos. Asegura que “alimentar a alguien con comida rica es lo mejor que he podido hacer por esa persona”.
Asimismo dice, en forma de chanza, que el talento de Perú no es el deporte, pero sí la cocina, y que es algo de lo que se pueden sentir plenamente orgullosos los peruanos. “Lo que para nosotros era cotidiano para los extranjeros era extraordinario, y un día nos dimos cuenta eso”.
 
Harry Sasson (Colombia)
 
“Para mí la cocina es un modo de vida, es la manera de estar alrededor de los buenos amigos, de la buena mesa, de los recuerdos”. Con estas palabras, Sasson justifica su amor por la cocina, el mismo que nació cuando era niño y se pasaba los días descifrando las recetas de su mamá y su abuela, expertas cocineras. Se dedicó a la cocina cuando la profesión aún no tenía la popularidad de hoy y cuando el menú de las cocinas colombianas era muy limitado.
 
En su recorrido para convertirse en chef estudió en el Sena, hizo sus prácticas en el hotel Hilton, donde permaneció seis años, y luego llegó a diferentes cocinas internacionales, donde aprendió mucho de lo que aplica actualmente en su trabajo. 
 
En los 90 vivió en Canadá y allí estuvo a punto de abrir un restaurante en compañía de un amigo, sin embargo consolidar su vida lejos de la familia lo disuadió y regresó a Colombia, donde abrió H. Sasson, el primero de los cinco restaurantes que hoy dirige.
Temas relacionados