José Ordóñez completó 72 horas contando chistes

La maratón que hizo en Miami beneficiará a los niños huérfanos desplazados colombianos.

El humorista colombiano José Ordóñez contó chistes sin parar durante 72 horas en Miami y batió por octava ocasión su propio récord de 65 horas para recaudar fondos destinados a una fundación de niños huérfanos desplazados por la violencia en Colombia.

Ordónez, de 41 años, inició el maratón el jueves pasado en un salón de un hotel de Miami donde contó durante tres días en presencia de cientos de latinoamericanos cerca de 9.000 chistes que había recopilado, informó su coordinador de prensa.

"Sacaba fuerzas viendo a mi esposa Yasmith y a mis cuatro hijos rodeándome", dijo el humorista que solo descansaba cinco minutos cada hora y jugaba en ese momento fútbol para evitar el sueño.

Su hazaña fue transmitida por radio a varios países y el objetivo era que los radioescuchas donaran dinero a la Fundación Misericordia, Amor y Servicio creada y dirigida por la iglesia Casa Roca que durante 20 años ha recibido y rehabilitado a niños huérfanos desplazados por la violencia en Colombia.

Ordónez recibió las llaves de la ciudad de West Miami, en el condado de Miami-Dade, cuando terminaba la hora 36 de su récord.