Medellín, al compás del 2x4

Adriana Varela, Carolina Minella, Malena Muyala y el grupo Tanghetto son algunos de los invitados al Festival Internacional de Tango, que este año le rinde homenaje a Aníbal Troilo.

Adriana Varela es una de las estrellas invitadas al evento tanguero

Quincy Jones y su esposa, Nastassja Kinski, aprendieron a bailar tango con Adriana Varela. La cantante argentina se enteró de esa hazaña después de su participación en el Concierto de las Américas, realizado en Miami en 1994 y gestado por el productor norteamericano para mostrar las diversas facetas del sonido continental. Varela llegó al lugar un poco molesta porque el hecho de cantar en Miami no la hacía feliz, pero el semblante le fue cambiando cuando empezó a ver desfilar a todas las estrellas de la música con las que podría cantar.

Ante los ojos de Varela se postraron Liza Minnelli, Celia Cruz, Tito Puente y Arturo Sandoval, entre muchos otros. Pero la euforia fue total cuando vio a Jones, tímido, acercándose para agradecerle, no el hecho de estar ahí, sino su diligente acompañamiento durante las lecciones de danza del ritmo que un día Enrique Santos Discépolo definió como “un pensamiento triste que se baila”.

Ese sentimiento de inconformidad de la artista al ejecutar sus tangos en una ciudad como Miami no se repite en Bogotá, ni mucho menos en Medellín. Para ella, estar en la población en la que murió Carlos Gardel es casi tan fuerte como entregarse en cuerpo y alma a la interpretación de una de sus canciones.

“Mi público siempre establece un código particular. En España y Francia me respetan mucho y allí todos los halagos son muy verbales, pero el latinoamericano tiene otro condimento y en Colombia este condimento está recargado”, dice Adriana Varela, una de las invitadas de honor al Festival Internacional de Tango de Medellín, que este año llega a su octava edición y que le rendirá homenaje a la figura del compositor y arreglista argentino Aníbal Pichuco Troilo, en el centenario de su nacimiento.

La relación entre la capital antioqueña y el tango se fortaleció el 24 de junio de 1935 con la muerte de Carlos Gardel. Sin embargo, el denominado estilo del 2x4 tenía desde antes muchos seguidores que se reunían para ver a las parejas, elegantes, bailar al ritmo de los bandoneones. Para satisfacer esta demanda cultural se creó el Festival Internacional de Tango de Medellín, que este año recibe 24 invitados extranjeros y más de 180 artistas locales.

Además de Adriana Varela estará como invitado de honor Raúl Garello, bandoneonista, director y compositor que hizo parte de la Orquesta de Aníbal Troilo y quien se destacó como arreglador (arreglista en términos contemporáneos). La lista la complementan Francisco Torné, Pablo Jaurena, Jesús Hidalgo y el grupo Tanghetto, así como Carolina Minella y las milongas de la uruguaya Malena Muyala.

Talleres de lunfardo y palabras del tango, un ciclo de cine con proyección audiovisual en los parques, las bibliotecas, el aeropuerto Olaya Herrera y la Casa de la Música, además de series de conversatorios dirigidos por Diego Rivarola por toda la ciudad, hacen que Medellín se mueva a otro compás.

 

Mayor información y programación completa en: www.festivaldetangomedellin.com.

Temas relacionados

 

últimas noticias

Adiós a la "Reina del Soul"

Carolina Rueda, cuentera por 30 años