Consideran que Colombia ya no es peligroso para periodistas

Especialistas coincidieron en resaltar el trabajo de la prensa en la lucha contra el narcotráfico.

En Colombia existe libertad de prensa porque hay un sistema institucional que la consagra y los riesgos o amenazas para el periodismo, que aún subsisten, vienen de parte de grupos ilegales y armados, afirmaron hoy en Madrid expertos de la comunicación.

Especialistas españoles y colombianos coincidieron también en resaltar el trabajo de la prensa en la lucha contra el narcotráfico en una mesa redonda celebrada en la Casa de América que analizó "el papel del periodismo en la consolidación de la democracia y el pluralismo en Colombia" , organizada por la embajada de ese país.

Para Jaime Abello Banfi, director de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano, la Constitución y el sistema judicial de Colombia defienden el ejercicio del periodismo y en los últimos años "el gobierno ha trabajado para disminuir los ataques a los periodistas".

Abello argumentó que hay países donde desde el Estado, como Venezuela, o desde la mafia o la ilegalidad, como en México, generan más atención y preocupación que Colombia para organismos de vigilancia internacional, como Reporteros Sin Fronteras o el Comité de Protección de Periodistas de Nueva York.

"El hecho concreto es que el año pasado no hubo muertes de periodistas y este año solo una muerte que no está comprobada que tenga que ver con el ejercicio de periodismo" en Colombia, sostuvo Jaime Abello.

En esa misma línea sustentó su punto de vista el historiador colombiano Jorge Orlando Melo, quien afirmó que "en Colombia es imposible hoy censurar a un periodista, aunque se le pueda sancionar a posteriori".

"Hoy no es tanto el poder del Estado el directamente represivo, el que afecta la libertad de expresión, sino que son poderes difusos en la sociedad civil que se han armado para defenderse" y lo hacen en forma de guerrillas o paramilitares que afectan la acción de los periodistas, resaltó.

El director de la revista colombiana Semana, Alejandro Santos, dijo que la prensa en Colombia "ha sido un importante bastión de la resistencia" cuando en los años ochenta el narcotráfico declaró la guerra al Estado y a la sociedad, etapa en la que esta "máquina criminal" dejó más de ciento veinte periodistas asesinados.

"Y esa es una lección para lo que está viviendo hoy México donde el narcotráfico está amenazando a la democracia mexicana con mucho más poder y dinero que lo que tenía en su momento el Cartel de Medellín" , recalcó el periodista colombiano.

Por su parte, Miguel Angel Bastenier, columnista de El País y estudioso del periodismo en Latinoamérica, consideró que la prensa colombiana cambiará del papel a internet, pero seguirá siendo solo consumida por un reducido porcentaje de esa sociedad.

"Me temo que la prensa colombiana se para ahí, porque ahora el crecimiento va por lo electrónico" dijo Bastenier, quien agregó que "eso es malo" porque aún falta trabajar para la consolidación de la democracia en ese país.

El jefe de Internacional del diario ABC, Borja Bergareche, expresó su esperanza en que Colombia deje de ser el cuarto país del mundo con más periodistas asesinados, tras Irak, Argelia y Rusia, y lamentó que sea el quinto con más impunidad en los casos de informadores asesinados.