Escritora colombiana busca formar niños lectores antes de que sepan leer

Se pretende que desde los primeros años los menores se relacionen con los libros.

La escritora colombiana Yolanda Reyes pretende formar lectores incluso antes de que sepan leer con la colección “Nidos para la Lectura”, de la que se han presentado tres nuevos títulos en la XXII Feria del Libro de Bogotá.

Reyes, que dirige esta colección publicada por Alfaguara, explicó que la iniciativa surgió cuando empezó a trabajar con niños y quiso averiguar cuándo se comienza a leer.

“'Nidos para la lectura' nació antes de que supiéramos que estaba naciendo, porque empecé a trabajar con niños muy pequeños y quise saber desde cuándo leemos; me fui volviendo y volviendo en la pregunta y llegué a los bebés”, contó Reyes en la entrevista.

Para esta escritora, que también dirige una escuela-taller donde desarrolla un trabajo de acercamiento a la lectura con bebés, la literatura infantil “es un triángulo amoroso entre un niño, un libro y un lector que es el vértice que enseña el valor simbólico de la lectura”.
 
“Tengo (la escuela) Espantapájaros, donde empezamos a trabajar con lectura y primera infancia mirando cómo los niños se acercaban a los libros desde pequeños y yo sentía que ahí se construía un nido de afecto que marcaba las historias de los lectores”, confesó la escritora, natural de Bucaramanga (noreste).
 
“Desde que nacemos interpretamos, y por eso hay que reconocer a los niños como lectores en el sentido cabal del término”, sostiene Reyes.

Por este motivo, eligió “un menú de libros” y los organizó en tres momentos “cruciales del lector”, en los que el niño lee de maneras distintas: “yo no leo, alguien me lee; leo con otros; leo solo”; para abarcar todas las edades desde el nacimiento del niño.

La colección se compone de libros que Reyes rescató del fondo de Alfaguara, “que se habían ido perdiendo o habían quedado descatalogados”.
 
“Nidos para la Lectura” salió “del cascarón” en 2005 con 15 títulos publicados y en esta edición de la Feria del Libro se presentaron tres más: “El pequeño topo que quería saber quién se había hecho eso en su cabeza”; “La increíble mamá de Roberta”; y “Adiós, Pequeño”.
 
“La idea es seguir trabajando en esto, ya que la acogida ha sido impresionante; nosotros habíamos pensado que fuera sólo para Colombia y poco a poco se ha ido expandiendo a otros lugares como México”, explicó.

La colección “no es una para expertos en lectura”, sino para “toda la gente que ve en los libros para niños todo un universo”, e incluso para aquellos adultos que atesoran libros para niños porque ven en ellos “obras de arte fascinantes”.
 
Para Reyes, lo más importante es formar nuevos lectores y considera esa labor “una entrega generosa, porque existe ese uno por uno, ese voz a voz, esa construcción íntima, esas conversaciones de vida que se van tejiendo entre un libro, un niño y un adulto al lado, que duran para toda la vida”.

 

Temas relacionados

 

últimas noticias

Justin Bieber, oficialmente 'casado'