Marco Antonio Solís y Ana Gabriel fusionaron talento en Las Vegas

Combinaron sus voces y repertorio de baladas y rancheras en el penúltimo concierto de su primera gira juntos.

Los artistas mexicanos Marco Antonio Solís y Ana Gabriel combinaron sus voces y repertorio de baladas y rancheras en el penúltimo concierto de su primera gira juntos, “Haciendo historia”, que se celebró en el centro de eventos del hotel Mandalay Bay de Las Vegas.

Cerca de 8.000 personas llenaron hasta la bandera el recinto y corearon los grandes éxitos de ambos cantantes durante más de tres horas de recital que dejó satisfecho a un público que abandonó el lugar tarareando “Cielito Lindo”.

Solís y Gabriel abrieron la velada con una combinación de los temas “El sinaloense” y “Juan Colorado” y se volvieron a reunir en varios momentos a lo largo de la noche para fusionar “Luna” con “Mi mayor necesidad” , y compartir canciones como “A pesar de todos” , “Cuando te acuerdes de mí” y los bises con “Pareja ideal” como despedida.

La primera mitad del concierto fue protagonizada por una emotiva Ana Gabriel que aprovechó para brindar por sus 37 años de carrera musical y prometió sacar próximamente un nuevo trabajo en el que recogiera los mejores momentos de su trayectoria.

“Voy a seguir cantando pero no voy los voy a doblar (los años) porque no quiero salir al escenario con bastón”, dijo la artista de 55 años que supo mover a los presentes al ritmo de “Mariachi con tambor” y elevó la exaltación patriótica con el clásico “México lindo y querido”.

Ana Gabriel intercaló sus canciones con algunas bromas y reflexiones con las que invitó a olvidarse de las penas en una época como la actual en la que se vive, explicó, “una crisis de emoción”.

“Al gritar, al cantar sacamos el estrés. Al bailar sacamos las preocupaciones al viento”, comentó la artista, que recordó su éxito del festival de la OTI de 1987 con “Ay amor” y recibió el calor de sus fans de las manos de un espectador que le entregó un ramo de flores, a lo que ella respondió con un “Te amo”.

No faltaron “Quién como tú” , “Mi gusto es” o una versión de “Hasta que te conocí” de Juan Gabriel antes de dar paso a Marco Antonio Solís que le dio una sonoridad más orquestal a sus canciones con la compañía de un septeto de violines, un conjunto de trompetas y un par de guitarras.

Solís contó además con las coreografías de cuatro bailarinas que pusieron color y movimiento a temas como “Morenita”, “O me voy o te vas” o “Más que tu amigo”.

Marco Antonio Solís no dudó en “presumir un poquito” , según sus propias palabras, al entonar “¿A dónde vamos a parar?” , una canción por la que consiguió dos de sus cuatro candidaturas recientes a los premios Grammy Latino que se entregarán en el mismo Mandalay Bay de Las Vegas el 10 de noviembre.

El intérprete y compositor fue nominado también al Grammy por Mejor álbum vocal pop masculino por “En total plenitud” y a Mejor canción regional mexicana por “Tu me vuelves loco”.

La propia Ana Gabriel quiso regalar a su compañero un obsequio de cristal como agradecimiento por una gira en la que dijo “no había ego” entre ellos
Un armonía que traslució cuando ambos se dieron un amistoso beso.

El exintegrante de Los Bukis incluyó en su recital clásicos como “Tu cárcel”, “La venia bendita” y, por supuesto, “Si no te hubieras ido” ante la atenta mirada de su esposa Christianne así como la también cantante Marisela o el productor musical Quique Santander.

Solís y Gabriel pondrán punto y final a su tour “Haciendo historia” con una última actuación en San José, en California el 17 de septiembre.
 

Temas relacionados
últimas noticias