Tiene tres discos en el mercado

Amparo Sandino está de regreso

La cantautora bogotana, que fue guitarrista y corista de La Provincia de Carlos Vives, acaba de lanzar la canción “Fin de semana”, con la que vuelve a escena después de 14 años de ausencia.

Amparo Sandino es compositora, cantante y pedagoga musical.Cortesía

¿Por qué decidió reaparecer en la música con la canción “Fin de semana”?

Lancé Fin de semana en noviembre del año pasado. Hice una alianza con Peer Music España, que es la editorial con la que estoy firmada desde hace muchos años, y tomamos el riesgo de meternos de lleno en esta nueva aventura, que resume lo que siempre he querido hacer en la vida. El tema ya se conoce en España y era hora de que se escuchara en mi tierra.

Usted paró durante 14 años su actividad artística. ¿Ese receso fue consciente?

Fue una decisión totalmente consciente. No tuve remordimiento de conciencia, ni frustración de ninguna especie y fui feliz. Fue un proceso lindo porque quería ser madre y además estaba convencida de que quería ver crecer a mi hija, que ya tiene 14 años.

¿La música le cobró duro estos años de ausencia?

Ha sido un proceso lindo más bien. El nombre de Amparo Sandino siempre ha estado presente, tanto en España como en América Latina. La gente se acuerda de mí y me manda mensajes muy cariñosos a través de las redes. Sé que me va a tocar trabajar mucho y muy duro porque la industria ha cambiado mucho… pero vale la pena.

¿Cómo cambió la industria en estos 14 años?

Cuando empecé este proceso, me metí un susto terrible. Por fortuna, me he ido conectando con algunas personas que me han llevado de la mano por este proceso. Me gusta estar pendiente de los cambios y el tema Fin de semana refleja eso, porque es una canción fresca en la que muestro lo que he sido, pero está sintonizada con el sonido actual.

“Fin de semana” es una invitación a bailar. ¿En eso se parece a sus temas de antes?

Así es. Todas mis canciones son una invitación para el baile. También son un llamado a ser positivo, a estar con la gente que uno quiere realmente. Desde mi primer disco, Mar de amores, siempre he envuelto el romanticismo en un empaque muy bailable. En esa misma vía están Camino del corazón, Gózate la vida y ahora aparece Fin de semana.

Usted toca guitarra desde los ocho años. ¿Cómo llegó a ella?

Hago parte de una familia muy musical. Mi mamá tocó piano durante toda su vida y mis hermanos tocaban guitarra. Cuando cumplí ocho años cogí por primera vez el instrumento y sólo sabía hacer dos notas: la mayor y mi mayor. Fui autodidacta y la primera canción que interpreté fue Se va el caimán. Ya después estudié pedagogía musical y tomé la guitarra como mi herramienta.

¿Cómo llegó a hacer parte de La Provincia de Carlos Vives?

Conocía las canciones típicas de Rafael Escalona porque antes no se escuchaba tanto vallenato en Bogotá. Una vez me llamaron para trabajar con Carlos Vives como guitarrista y corista de su grupo. Yo ya lo conocía porque antes nos íbamos de rumba a Ramona Antigua y allí muchas veces competíamos sobre el escenario, pero nunca había trabajado con él, hasta que me llamaron un jueves y el sábado siguiente ya me tenía que saber todo su repertorio. Con él estuve hasta 1995, año en el que me ofrecieron un contrato como solista.

“Punto de partida”, “El año del gato” y “Así es mi gente” son sus tres discos. ¿Quiere sacar un nuevo álbum?

Creo que no. Por ahora quiero publicar un par de sencillos más para ver qué pasa conmigo y con mi música. Es que paré desde 2004 y todavía me falta mucho por hacer, así que quiero vivir el proceso lento y tranquilo.

¿Cree que el público la va a dejar crecer?

A la gente que le he mostrado Fin de semana la termina cantando, porque es muy fácil de aprender. Sin embargo, me encuentro con seguidores que me dicen que aún hoy siguen poniendo Gózate la vida en bodas, fiestas y demás. Por eso mi propuesta nueva no es tan diferente a lo de antes.