Artbo 2017 se realizará del 26 al 29 de octubre en Corferías

Vivir la ciudad a través de la cultura

María Paz Gaviria pretende trabajar por la democratización y la apertura de la cultura a través de la Feria Internacional de Arte de Bogotá, evento que une a 75 galerías con 350 artistas y más de 3.000 obras en exposición.

María Paz Gaviria estudió Historia del Arte y está a cargo de Artbo desde 2012. / Mauricio Alvarado - El Espectador

¿Qué habrá este año en Artbo?

Más de 3.000 obras, 350 artistas, lo mejor del arte nacional e internacional, arte contemporáneo y moderno. Hay muchas expresiones y diferentes maneras de aproximarse a él.

¿Cómo es el proceso para elegir a los artistas del evento?

La feria está conformada por ocho secciones diferentes, entre ellas galerías, que se seleccionan a través de un comité. También hay otras que eligen diferentes curadores. Tratamos de seleccionar lo más representativo de las galerías y tenemos diferentes procesos para seleccionar otro tipo de contenidos con lo mejor del arte joven.

¿Qué es lo más representativo en Colombia?

Abarca muchas perspectivas. El arte contemporáneo en nuestro país contempla miradas muy disímiles. A través de una sección como Arte Cámara, uno puede ver las jóvenes promesas en un espacio no comercial. Alrededor de 20 galerías de Colombia que representan diferentes épocas de este en nuestro país.

Usted habla de arte joven, ¿cómo se proyecta?

La sección Arte Cámara año tras año ha venido creciendo. Cada vez hay más cabida para el arte joven del país y se fortalece el sector de las artes plásticas, permitiendo que más personas puedan vivir de esto. Es posible vivir del arte.

“Es posible vivir del arte”, ¿lo es?

¡Caramba! Yo creo que sí. A lo que nosotros le hemos apostado a través del programa Artbo es atender a todo el sector de las artes plásticas, fortalecer sus procesos de formación, circulación y mercado. Un aspecto que necesita desarrollo y apoyo, pero que cada vez está mejor.

¿Es factible para una galería de arte sostenerse en el país?

Las galerías hacen una labor impresionante en un contexto como el nuestro para representar artistas y promover su trabajo, realizar exposiciones, asistir a ferias, generar visibilidad y valor en el arte desde un punto de vista de la carrera y el desarrollo de un artista y también en términos de su valor comercial. Hay cada vez más galerías destacadas y seguimos teniendo muchos espacios.

¿Qué la motiva a encabezar Artbo?

Para mí se trata de llegar cada vez a más personas y generar tejido social. Soy una convencida de que el arte es un instrumento de cambio, por eso hago esto. Puede generar procesos de democratización dentro de Colombia misma, mostrar un país diferente a través de las artes plásticas.

¿Cree que el arte deja un mensaje para nuestro país?

No sé si lo pondría exactamente en esos términos. A veces es un mensaje, pero no es solo eso, diría que es más un reflejo. En ocasiones es sencillamente una expresión, un llamado, habla sobre la sociedad o el individuo. Es algo más complejo que un sencillo mensaje.

El arte en Colombia ha estado sectorizado.

Cada vez más la cultura se ha democratizado, nosotros a través de un programa como Artbo estamos tratando de trabajar constantemente en ello para que la gente viva la ciudad a través de la cultura. No creo que esté lejana de los ciudadanos, sino que los que trabajamos en ella tenemos que ofrecer formatos atractivos para acercar a las personas. En mi experiencia, cada vez más la gente se vincula a diferentes formatos artísticos en Bogotá.

Temas relacionados
últimas noticias

Alejandro Aguirre: el otro perfil de Colombia

El tono mundial de Sebastián Yatra