'El buen hijo... cuenta lo que pasa'

Después de varios años en el extranjero, la periodista regresa al país y habla de lo que será la próxima versión del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar, que se celebrará el próximo 23 de octubre.

Silvia Martínez dice que después de su doctorado en literatura se aproxima al periodismo desde una perspectiva distinta. / David Amado
Silvia Martínez dice que después de su doctorado en literatura se aproxima al periodismo desde una perspectiva distinta. / David Amado

¿Cuál es el principal reto de las corporaciones a la hora de posicionar sus servicios?

Estar cerca del cliente para detectar y atender sus necesidades presentes en forma adecuada, así como tener la visión para prever y anticiparse a sus necesidades futuras.

¿ Al asumir la dirección de Relaciones Corporativas de Sociedades y Seguros Bolívar, cuáles son sus principales retos?

El reto principal es lograr que mi entrada al grupo represente un valor agregado para Sociedades Bolívar y Seguros Bolívar, en las áreas que me corresponden.

Los mejores recuerdos de cuando estuvo en el noticiero QAP.

Los consejos de redacción con las opiniones de María Elvira Samper y María Isabel Rueda sobre los distintos temas del momento. Durante la emisión del noticiero, compartir el set con Ernesto McCausland, Inés María Zabaraín y Paula Jaramillo.

¿Y en Cinevisión?

Lograr una buena producción cuando la tecnología no permitía todos los recursos con los que los periodistas y presentadores cuentan hoy. Llegar a la sede de Cinevisión, después de la emisión del noticiero, a encontrarme con el humor de Jaime Garzón.

¿Siente que algún noticiero actualmente tiene el espíritu de QAP?

El “espíritu” de QAP se concretó en el encuentro de periodistas del nivel de las Marías y de Gabriel García Márquez, y en su apuesta por ejercer un periodismo independiente.

Usted estuvo varios años fuera del país… ¿el buen hijo vuelve a casa?

“El buen hijo vuelve a casa… y cuenta lo que le pasa” —dice el refrán—. Después de haber vivido en diferentes ciudades y tenido experiencias profesionales de distinta índole, espero que mi relato se constituya en un aporte para mi país.

Durante su gestión como diplomática de la Unesco se enfocó en proyectos sobre ética periodística. ¿Cómo va el periodismo colombiano en ese asunto?

Este se mantiene como un gran desafío para el periodismo mundial, y Colombia no es la excepción.

Denos un adelanto o cuéntenos con qué nos sorprenderemos en la entrega del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar de este año.

Con un nuevo espacio para continuar en la tarea de reconocer y estimular el buen ejercicio del periodismo en Colombia, y con la presencia de Fernando Savater como invitado especial.

Entre las categorías del premio, ¿cuál es su preferida?

Todas son importantes porque cubren un espectro muy amplio en la intención de reconocer lo mejor del periodismo en Colombia. Pero destaco el “Premio a la Vida y Obra de un Periodista”, porque es un homenaje a la integridad y a la perseverancia en la exigente práctica de esta disciplina.

¿No le gustaría tener un encuentro más cercano con el periodismo nuevamente?

Siempre he estado cerca del periodismo; lo que ha cambiado es que, después de una maestría y un doctorado en literatura, lo aproximo desde una perspectiva distinta.

A propósito de su doctorado, ¿cuáles eran sus textos favoritos?

Los textos de teoría literaria que, desde el rigor de sus autores y las distintas escuelas y métodos, me permitieron acceder a las obras literarias con una perspectiva interpretativa y analítica.

¿Qué tan lejos están las relaciones corporativas del periodismo?

Estar lejos o cerca del periodismo es una decisión corporativa. Hace más de tres décadas Sociedades Bolívar decidió estar cerca y lo ha realizado a través del reconocimiento que le hace a esta profesión a través del Premio de Periodismo Simón Bolívar.

¿Cuáles fueron los principales logros y enseñanzas al dirigir ARTaim?

Haber creado una empresa de gestión cultural que logró un alto impacto al concretar con éxito distintos proyectos; confirmar la importancia que tiene la participación decidida de la empresa privada en el apoyo a la cultura.

¿Qué amenaza hoy al periodismo?

La ética, el conflicto de intereses y las amenazas a la libertad de expresión son desafíos constantes.

Como amante de la cultura, ¿qué importancia ha cobrado esta área en el país?

En Colombia no sólo ha crecido el interés por la cultura, sino también las instancias y personas con propuestas interesantes; por eso el apoyo a la cultura, proveniente de los sectores público y privado, gana cada vez más relevancia. 

 

últimas noticias

La dulce propuesta de Manuela Sanín

El poder del piano