El creador de la caja de agüeros

El creador de Agüero Box quiso materializar los deseos para el nuevo año con una caja que contiene algunos de los rituales más representativos de nuestra cultura.

El agüero favorito de Santiago Otero es el billete de dólar. / Óscar Pérez

¿Por qué se le ocurrió crear una caja de agüeros?

Es una idea que tuvimos con mis socios de Grupo Promo: queríamos materializar los deseos que las personas se transmiten en Año Nuevo.

¿Por qué cree que es necesario materializar esos deseos?

Pensamos que la gente podía regalar algo totalmente novedoso y original. Así que nos pareció muy simpático que sacaran de su caja de agüeros todos los elementos que necesita el 31 a las 12 de la noche.

¿Qué tipo de investigación realizó para crear la caja?

Nos informamos a través de internet y de nuestros familiares sobre cuáles eran para ellos los agüeros, y encontramos que desde hace muchos años el canto y el vuelo de las aves traían presagios.

¿Cuál fue la historia más curiosa que encontró en su investigación?

En nuestra caja incluimos el billete de un dólar y me sorprendió la cantidad de símbolos y simbología que tiene, donde por ejemplo la pirámide truncada con el triángulo y el ojo es el símbolo de los Illuminati bávaros.

¿Cómo ha sido la experiencia de entrar en el mercado con esta idea de negocio?

Ha tenido una buena recepción, porque a la gente le parece un regalo curioso. Todo el diseño de la Agüero Box fue hecho desde cero. Ha cumplido su objetivo, que es regalar buenos deseos.

¿Qué tuvieron en cuenta a la hora de seleccionar los agüeros que se incluyen en la caja?

Todo lo que la gente desea: prosperidad, buena energía, dinero para el año entrante, salud, protección y abundancia. Y creemos que, más allá de que la gente crea en agüeros, está la energía que se le pone a lo que nos identifica y creemos que va a funcionar.

¿Por qué decidió incluir el Salmo 91 en su caja?

En este caso, más allá de ser un agüero, es la tradición de orar en familia a las 12 de la noche por la prosperidad del próximo año y para alejar las malas energías.

¿Cuál cree que es el agüero más tradicional de los colombianos?

Las espigas y las lentejas son los más nombrados por tradición.

Su agüero favorito.

Por lo místico que es, el dólar.

¿Qué agüero le quedó marcado desde su infancia?

Bañarme con champaña antes de las 12 de la noche y salir corriendo a dar la vuelta a la manzana con un maletín de metro y medio.

¿Por qué un administrador de empresas hotelero se interesa en los agüeros?

He querido ser empresario desde que tengo 23 años, y aunque he quebrado cuatro veces, cada golpe me ha dejado un aprendizaje.

¿Qué lo motivó a crear empresa siendo tan joven?

Trabajé desde los 19 años en el Hotel Tequendama, en gastronomía y hotelería. Un día decidí independizarme y montar mi empresa, porque es muy bonito lograr dar empleo a través de una idea de negocio.

¿Qué lo más difícil de montar empresa en Colombia?

El pago de impuestos. Pero cuando logras cumplir con todas las cosas, puedes tener una empresa al día. Sin embargo, ahora creo que lo mejor para no fracasar es asegurarte de lo que vas a hacer o vender con tu empresa.

¿Se ha acogido a las estrategias de emprendimiento que ofrece el Gobierno?

No he encontrado ni he visto mayor apoyo del Gobierno. Aunque suene ridículo, soy de las personas que creen que para hacer empresa no se necesita dinero: tienes que tener un plan de negocios y una idea muy clara.

¿Cuáles son sus ‘hobbies’?

Toco piano para desahogarme. Es el único que sabe mis sentimientos y secretos, y los expresa solamente con sus sonidos.

¿A quién admira?

A Leonardo Da Vinci, por su curiosidad e inteligencia.


 

 

 

últimas noticias