“El dibujo es nuestra herramienta más primitiva”

Este arquitecto, catalogado como uno de los 50 mejores innovadores del siglo XXI, pretende conquistar el certamen de arquitectura contemporánea en Venecia (Italia), con una instalación de arte interactivo donde una gran pantalla digital refleja la cara de las personas y sus gestos se traducen en dibujos.

Mientras visita una de sus obras en  construcción, el colombo-filipino Carlos Arnaiz asegura que nuestro entorno físico puede encarnar grandes diferencias en la cultura global a través de la arquitectura y el diseño.
Mientras visita una de sus obras en construcción, el colombo-filipino Carlos Arnaiz asegura que nuestro entorno físico puede encarnar grandes diferencias en la cultura global a través de la arquitectura y el diseño. /Cortesía.

¿Quién es Carlos Arnaiz?

Un hombre apasionado por su trabajo, hijo de madre colombiana y padre filipino. Crecí con tradiciones colombianas y me siento un colombiano más.

¿Qué estudios realizó?

En Estados Unidos continué mis estudios universitarios con el grado de filosofía y letras de la Universidad de Williams y una maestría en arquitectura de la Universidad de Harvard.

¿Qué lo hizo decidirse por la arquitectura?

Me interesé en cómo los lugares que habitamos definen nuestras comunidades y a nosotros mismos. Pasé un año en la Escuela de Geografía de la Universidad de Oxford, estudiando las ramificaciones políticas de cómo nuestras ciudades están organizadas.

¿Qué es la Bienal de Arquitectura de Venecia?

Es una de las citas más importantes de la arquitectura contemporánea en el mundo. Durante este evento se resaltan los instintos que van mucho más allá de lo material, social o espacial en el ámbito arquitectónico. La importancia de la Bienal, hoy, reside en su presencia vital en el mundo como un indicativo de nuevos avances tanto en la arquitectura como en la tecnología que se aplique. Otro aspecto a resaltar es que es un acontecimiento europeo cada vez más internacional, que se abre a muchas culturas y tiene un mayor impacto a nivel mundial.

¿Cómo llegó a este evento?

Fui invitado por el Centro Cultural Europeo como expositor y la Unión Europea me ofreció apoyo financiero.

¿Qué significa para su carrera hacer parte de esta importante exposición?

Esta es la primera vez que me han ofrecido la oportunidad de presentar mi trabajo en la Bienal. La realidad de cualquier espectáculo es la cuestión de qué es lo que queremos compartir con el mundo. En mi caso, ha sido una oportunidad única y estoy fascinado por la posibilidad de que el dibujo arquitectónico pueda ser un agente activo en la formación de nuestro mundo.

¿Cómo pretende conquistar a los visitantes de este acontecimiento arquitectónico?

Para esta exposición, Caza se ha asociado con el artista Robby Kraft, para crear una instalación de arte interactivo que se centra en una gran pantalla digital que refleja la cara de las personas y traduce sus gestos en dibujos. Esta exposición explora visualmente la conexión del proceso creativo del dibujo como un medio para definir cómo las formas de nuestro entorno físico pueden encarnar grandes diferencias en nuestra cultura global a través de la arquitectura y el diseño.

¿Qué se siente ser catalogado como uno de los 50 mejores innovadores del siglo XXI?

Es ciertamente un honor, pero también debo admitir que es aterrador.

¿Qué significa hoy en día la innovación?

Estamos obsesionados con el concepto de los avances y la interrupción. El crecimiento económico se basa en tales revoluciones. La arquitectura es una profesión lenta, nuestros proyectos toman años en completarse, mientras que se espera que se produzca la innovación hoy en día a gran velocidad. Como resultado, el tiempo de arquitectura se convierte en un interesante lugar que ocupa pasado, presente y futuro. Encuentro que esta contradicción es una fuente de enorme potencial para pensar de forma diferente.

¿En qué piensa cuando necesita hacer un diseño innovador?

Como arquitectos hablamos a través de la forma construida. El formalismo, sin embargo, no es independiente o autónomo del mundo que lo rodea. Al iniciar un proyecto, mantenemos la búsqueda de un lenguaje formal que puede permitir una conversación productiva entre los usuarios y su entorno.

¿Cuál es su inspiración al diseñar?

Encuentro inspiración en la historia del cliente. La narrativa que aporta a la mesa con respecto al sitio, la historia del lugar. Las preocupaciones de los habitantes son la semilla con la cual cultivamos nuestros proyectos. Encuentro estos sueños y ansiedades fascinantes.

¿En qué lugar del mundo le gustaría construir y por qué?

No tengo una preferencia geográfica. Amo todas las ciudades y cada nuevo país que visito se convierte en un nuevo romance.

¿Cuál ha sido su mayor logro en la arquitectura?

Haber sido capaz de reunir arquitectos en un estudio durante los últimos cinco años para crear proyectos que mantienen a nuestros clientes interesados, curiosos y satisfechos.

¿Cuáles serán sus próximas construcciones?

Estamos trabajando actualmente en grandes proyectos, terminando la construcción de un hotel de 150 habitaciones, un edificio de 30 pisos mixtos utilizados para el comercio, una carpa de eventos para 1.000 personas. También estamos trabajando en una casa a lo largo de una península para una familia y un nuevo distrito urbano para 25.000 personas en China.

¿Qué es Caza?

Caza: 2011-15 es nuestra monografía inaugural. Este libro celebra los primeros cinco años de nuestro estudio e incluye fotografías, dibujos, descripciones de construcción, ensayos y las conversaciones que se refieren a la práctica de la arquitectura y nuestro diseño global. Abrimos este ejemplar con un ensayo de imágenes hechas por el fotógrafo de renombre mundial Iwan Baan, que documentó el primer proyecto de reconocimiento internacional de Caza, las paredes de la iglesia 100 en Cebu City, Filipinas.

¿Con qué palabra o frase se identifica?

“Vivir hasta el punto de dejar caer lágrimas”, Albert Camus.

¿A quién admira?

Admiro a la gente que se dedica con pasión a su trabajo. El nivel o la escala del impacto es menos importante que la dedicación a una práctica particular. Estoy menos impresionado por la experiencia que por la voluntad de ser un principiante en lo que hacemos todos los días y gozar de esa experiencia abierta.

 

últimas noticias