"Soy fifero 100%": Diego 'El cigala'

El cantaor español Diego Ramón Jiménez habla de su pasión por el fútbol y dice que de Colombia le encantan las mujeres, el ajiaco y la bandeja paisa.

Diego ‘El cigala’, a quien le gustaría que el Real Madrid jugara como él juega en FIFA 14, es un convencido de que “el flamenco ya es universal”. / Gustavo Torrijos

¿Por qué le dicen ‘El cigala’?

Fue trabajando con Los Hermanos Losada, en la compañía de Paco Peña. Me pusieron así porque dicen que me movía más que los precios.

¿De dónde viene su gusto por el flamenco?

Hablamos del pueblo gitano, sobre todo del gitano andaluz, que reivindica el flamenco, baluarte más preciado que tenemos.

En los comienzos de su carrera acompañó los pasos de grandes bailarines de flamenco. ¿Cuál es su favorito?

Canté mucho con Cristóbal Reyes, Mario Maya y con los Farrucos. Sin embargo, con el Güito, de joven, tenía mucha ilusión por cantarle. Tiempo después nos vimos en un escenario y fue como un sueño hecho realidad, poder cantarle una letra y que pudiese bailarla.

¿Cuál ha sido la transformación del flamenco a lo largo de los años?

El flamenco ya es universal, ya duele donde quiere que va, quiebra, es una música muy de verdad, hay que escucharla con mucha profundidad.

El álbum ‘Lágrimas negras’ fue un punto clave en su carrera. ¿Cómo fue trabajar con Bebo Valdés?

Ha sido lo más bonito que me ha pasado en la música y conocerlo es como conocer a mi superhéroe musical.

¿Qué se lleva de él?

Mucho vino a raíz del piano de Bebo. Si no hubiese sido así hubiera seguido con el flamenco y una guitarra a pelo. Con su piano trascendí más, él me dio alas.

¿Cómo fue su amistad con Gabriel García Márquez?

Nos conocimos por el disco Lágrimas negras. Él tenia adoración por ese disco y el último concierto que vivió fue hace cinco meses, en al Auditorio Nacional de México. Murió Paco de Lucía, mi compadre, y al mes Gabo, o sea, dos genios por excelencia que son irrepetibles, y, aparte, muy amigos míos.

De todos los premios que ha ganado, ¿de cuál se enorgullece más?

Los siete de la Academia de los Latin Grammy. Con el último, Romance de la luna tucumana, estaba jugando al FIFA 14 y no me enteré de la gala que se celebraba en Las Vegas. Me llamó un amigo y me dijo: “¡Enhorabuena!, te has llevado el Grammy al Mejor Álbum de Tango otra vez”.

¿Cómo fue hacer la voz del personaje infantil Buzz Lightyear en la versión castellana?

Me sentí como un niño con su primer juguete. Decían de este guion no te puedes salir y me salí, empecé: “Hasta el infinito y más allá, que me maten.” Entonces les hizo gracia a los directores y así quedó. Me gusta cuando lo resetean y se vuelve flamenco, ahí es donde entro y le pongo los pitos.

¿Qué otras actividades realiza?

Soy fifero 100%. Me gustaría que jugase el Real Madrid como yo juego en la play. Soy muy perezoso y vago. Hago un deporte: estar todo el día en el sofá tirado.

¿Qué le gusta de Colombia?

Amo Colombia. La mujer colombiana es maravillosa, tiene un no sé qué que atrofia la mente, también me encanta el pueblo colombiano.

Ciudad colombiana.

Medallo.

Plato típico.

El ajiaco y la bandeja paisa.

Temas relacionados

 

últimas noticias