Blazer RS, el nuevo ícono de Chevrolet

Además del equipamiento y el diseño, lo que más llama la atención del reciente lanzamiento de la casa del corbatín es su consumo de combustible.

Las Blazer que llegan a Colombia vienen desde México. / Cortesía
Las Blazer que llegan a Colombia vienen desde México.Cortesía

No hay duda de que el Camaro es uno de los íconos de Chevrolet. Por 52 años el muscle car de la casa del corbatín ha sido el protagonista de los sueños de buena parte de los amantes de los autos; sin embargo, temas como el presupuesto o el espacio interior terminan previniendo a muchos de lanzarse a obtener el carro. Por fortuna, el fabricante norteamericano acaba de lanzar en el país una opción que soluciona esos peros.

Se trata de la nueva Blazer RS, probablemente una de las SUV más esperadas del año en Colombia. Eso, en parte, por su diseño inspirado en la sexta generación del Camaro, caracterizado por las líneas alargadas y angulosas, el capó pronunciado rematado por la parrilla en cromo con estilo panal, un juego de luces achinado que hace que el frente se vea robusto y agresivo y los rines deportivos de 20”. A esto se le suma un espacio interior generoso, en el que caben cómodamente cinco adultos, y unas capacidades de desempeño muy interesantes.

Para eso equipa un motor V6 de 3,6 litros, 308 caballos de potencia y 365 N/m de torque, acoplado a una transmisión automática de nueve velocidades. En otras palabras, es un propulsor confiable en los sobrepasos, fuerte desde el primer toque al acelerador y muy divertido para los amantes de la deportividad. Además, las relaciones de caja están muy bien calibradas, pues los cambios de marcha son prácticamente imperceptibles.

Para complementar el conjunto motriz, Chevrolet incorporó un selector de cinco modos de manejo: 4x2, 4x4, sport, off-road y remolque, que ajustan los parámetros caja, motor, dirección y suspensión según cada necesidad. Los cambios se notan, sobre todo, en el comportamiento de los tres últimos componentes, que se tensan o suavizan dependiendo de lo que se les pida.

En este sentido, son destacables la dirección, que ofrece una alta maniobrabilidad, complementada con unos ángulos de giro bastante amplios; y la suspensión, que genera una marcha suave y muy cómoda sin importar el terreno. En conjunto logran que, a pesar de ser un vehículo amplio, la Blazer mantenga muy buena estabilidad en curvas y desniveles.

Con todo, se podría pensar que la SUV tiene un elevado grado de consumo; sin embargo, dio una grata sorpresa. En la prueba de manejo realizada por El Espectador entre Bogotá y varios destinos del departamento de Boyacá, la Blazer RS recorrió un total de 506,2 km, gastando un promedio de 9,4 km/l de gasolina, lo que equivale a dos cuartos y medio del tanque, y dejando todavía una autonomía de 209 km. En esto ayudó tomar las bajadas sin utilizar los pedales, así como el sistema autostop, que apaga el vehículo cuando llega a cero, y el control de crucero, que mantiene una velocidad estable.

El control de crucero y su opción adaptativa, sin embargo, pueden mejorar. Si bien funcionan a la perfección, incluso en terrenos destapados, el proceso para activarlo no es tan intuitivo como se esperaría, se requiere conocerlo antes de arrancar e incluso algo de práctica configurándolo, pues en carretera se puede correr el riesgo de distraerse haciéndolo. Para contrarrestarlo, Chevrolet agregó un juego completo de sistemas de seguridad activa, entre los que se cuentan la alerta de punto ciego, la de tráfico cruzado, la de colisión frontal, el control de tracción, las asistencias de frenado, de permanencia en carril y el ajuste automático de luces delanteras.

Son destacables también el indicador de distancia, que por medio de un testigo en el tablero de instrumentos informa si se está a una distancia segura del auto de al frente dependiendo de la velocidad a la que se avance; el espejo retrovisor, que proyecta lo que ve la cámara trasera, y en general el sistema de cámaras, que da una visión de 360° de lo que rodea al auto.

Por su parte, el diseño interior, si bien funciona en conjunto y es visualmente atractivo, puede generar sentimientos encontrados. Por un lado, los asientos cubiertos en cuero, las costuras en rojo y las salidas de aire amplias, con apliques en el mismo color, dan una sensación de lujo y deportividad que evocan al Camaro, pero la forma en la que se intercalan acabados suaves con plásticos duros y la ausencia de levas en el volante llegan a contrarrestar el efecto. Sin embargo, la amplitud de los espacios, la calefacción, en el timón y en todas las sillas, y la comodidad general a bordo de la Blazer reinan sobre cualquier otra sensación.

Finalmente, el tablero de instrumentos intercala el tacómetro y los medidores de aceite y gasolina análogos con un velocímetro digital, que ofrece toda clase de información referente al viaje y al comportamiento del auto, mientras que el salpicadero equipa una pantalla táctil de 8”, compatible con los sistemas MyLink, Android Auto y Apple CarPlay. De esta manera Chevrolet termina de justificar los $139’990.000 que vale la nueva Blazer RS, una SUV deportiva que con diseño y equipamiento tiene lo necesario para convertirse en un nuevo ícono de la casa del corbatín.

875271

2019-08-10T00:00:00-05:00

article

2019-08-10T10:46:37-05:00

[email protected]

none

Esteban Dávila Náder.

Autos

Blazer RS, el nuevo ícono de Chevrolet

39

5209

5248

 

últimas noticias

Líderes del segmento premium