Los expertos responden

Mitos y verdades de los carros eléctricos

¿Es peligroso lavar un carro eléctrico?, ¿cargar su batería puede tardar horas?, ¿los precios de mantenimiento están por las nubes? Estas son algunas de las preguntas que el equipo de “El Mecánico Recomienda” les hizo a algunos de los fabricantes de estos vehículos.

El Espectador

La movilidad eléctrica es un tema que genera debate. La idea de que un vehículo funcione con un motor eléctrico, capaz, en muchas ocasiones, de cargarse en un tomacorriente doméstico o una unidad instalada en el garaje, genera un sinfín de ideas poco fundamentadas sobre las que los fabricantes de estas tecnologías han trabajado en los últimos años.

“Las personas tienen miedos. Uno de ellos es la ansiedad a la autonomía (kilómetros que puede recorrer el vehículo con una carga), entre otros… Son paradigmas que nacen del uso de carros de gasolina”, afirmó Juan Carlos Mejía, director de mercadeo y movilidad eléctrica de Auteco Mobility, en el pasado Latam Mobility Summit, en Medellín.

Al igual que Mejía, Juan Carlos López, gerente nacional de mercadeo de Nissan en Colombia, ha logrado identificar algunas de las creencias que se han instalado en la mentalidad de los conductores desde la aparición de la propulsión eléctrica. “Hay quienes creen que por ser eléctrico no va a subir alguna de las montañas de Colombia, lo cual es falso. También dicen que se les acaba la batería muy rápido”, señaló.

En busca de desmitificar o afirmar las creencias más comunes que giran en torno a los autos eléctricos, el equipo de “El Mecánico Recomienda”, de El Espectador, consultó a los ingenieros y equipos de mecánicos de algunos de los fabricantes de carros que comercializan este tipo de tecnologías en el país. A continuación encontrará los comentarios de los expertos.

“Las baterías tardan mucho en cargar”

“Falso. Partiendo de un nivel de carga muy bajo, el tiempo de recarga en estación puede tomar unos 40 minutos para lograr el 80 % de capacidad de las baterías, o tres horas para el 100 %. Sin embargo, dentro de las recomendaciones de uso está evitar una descarga total y, por el contrario, tratar de mantenerlas lo más cargadas posible en todo momento. Esto significa que todas las noches, al llegar a casa, se recomienda conectarla al cargador inteligente de pared”.*

“Los carros eléctricos no hacen ruido”

“Verdad. Los carros eléctricos, al tener menos piezas móviles que un vehículo impulsado por combustión, emiten un ruido menor al que podría generar uno de combustión. De hecho, hoy en día, los vehículos eléctricos necesitan equipar algunas advertencias auditivas para alertar a los peatones, de modo que se enteren de que están pasando”.** 

“Se descarga rápido y me puede dejar tirado”

“Falso. Las baterías de los vehículos eléctricos nacieron hace más de cinco años con una autonomía de unos 160 kilómetros. En este momento ya se disfruta de la tercera generación de acumuladores de corriente, con la cual ha aumentado hasta los 335 kilómetros, según el ciclo NEDC. Cabe anotar que la autonomía, tal como ocurre con los motores de combustible, depende de los hábitos de uso del conductor (el consumo de electricidad de algunos motores puede ser de 14,2 kWh/100 km según NEDC)”.*

“Que tenga mayor torque desgasta más rápido las llantas”

“Verdadero. Como tienen un poco más de tracción o fuerza, las llantas se van a desgastar de forma más elevada que en uno de combustión. Pero hay otros beneficios; por ejemplo las pastillas de los frenos reducen su desgaste”.**

“No son veloces ni son fuertes en subidas”

“Falso. La tecnología de movilidad eléctrica en general tiene la característica de hacer aun mejor la calidad de marcha frente a los vehículos de combustión. Es decir, los de tecnología electrificada son aun más rápidos y emocionantes, gracias al uso de potentes motores eléctricos, de transmisiones bien calculadas y de baterías de última generación de ion de litio. Prueba de ello es que en ciudades de montaña este tipo de autos son apreciados por una mejor aceleración, en virtud de la entrega inmediata de torque”.*

“Los carros eléctricos son costosos” 

“Verdad. Debido al costo de las baterías, los vehículos eléctricos manejan un costo un poco más elevado que los impulsados por combustión. La fabricación de las baterías es más costosa y por esa razón se incrementa en más o menos un 30 % el costo del vehículo”.** 

“El mantenimiento es costoso”

“Falso. El mantenimiento de un eléctrico es más económico, pues no tiene tantas piezas móviles como un carro de combustión, lo que repercute en el precio de mantenimiento. Pero esto no es lo costoso; la reparación, por el valor mismo de las baterías, va a ser un poco más caro. Vale la pena mencionar que hoy en día las marcas han equipado una gran cantidad de kilometraje y también de años en su garantía”.** 

“Es peligroso lavarlo, porque es eléctrico” 

“Falso. Los vehículos eléctricos tienen un sistema de protección ante fugas de energía. Esto quiere decir que si el carro detecta alguna fuga de energía, automáticamente corta la corriente. Es seguro conducir cuando está lloviendo o 
lavarlo, pues no pasa absolutamente nada”.**

“Es difícil encontrar dónde cargar”

“Verdadero, aunque si se instala el cargador de pared en casa, se tiene un punto de carga cerca. En Medellín hay 35 puntos públicos, mientras que en Bogotá hay cuatro. Es cierto que la infraestructura pública es todavía una barrera para la masificación de la movilidad eléctrica, pero por esta razón algunas marcas que venden este tipo de vehículos en el país incluyen el  ‘wallbox’ debidamente instalado, además de un cargador ocasional que se puede conectar a cualquier tomacorriente de pared”.*  

Fuentes: *BMW, **Nissan. 

869436

2019-07-06T11:10:00-05:00

article

2019-07-06T11:04:30-05:00

[email protected]

none

Nicolás Fernández Sánchez

Autos

Mitos y verdades de los carros eléctricos

42

6526

6568