Descripción: 
Con esa fiesta espontánea, los napolitanos confirmaban que el arte practicado por unos 3.000 'pizzaioli' sigue desempeñando "un rol esencial en la vida social y en la transmisión entre generaciones", tal como reconoce la Unesco.
Autor: 
AFP