Nuevo Patrimonio de la Humanidad

La ciudadela imperial de Thang Long-Hanoi (Vietnam), edificada en el siglo XI, se convirtió en el sitio número 900 inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.

Durante toda la semana y hasta este martes 3 de agosto, el Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco, reunido en Brasilia, evalúa las propuestas enviadas desde todos los rincones del mundo. Otros cuatro emblemáticos lugares fueron declarados parte del tesoro arquitectónico de la humanidad.

Los holandeses por fin lograron que los canales de agua concéntricos de Ámsterdam entraran en la lista. Para los miembros del comité, el proyecto de construcción de una nueva “ciudad-puerto”, que se llevó a cabo a finales del siglo XVI y a lo largo del siglo XVII,  “sirvió de modelo arquitectónico de referencia en el mundo entero hasta el siglo XIX”.

También Francia celebra la declaración como Patrimonio mundial a la pequeña Albi, al suroeste de su territorio. Con su Puente Viejo y el palacio episcopal de La Berbie, la ciudad es una muestra del desarrollo floreciente de un conjunto arquitectónico y urbano medieval perfectamente conservado hasta hoy.

Los otros dos lugares añadidos a la lista se encuentran en Asia. Los monumentos históricos de Dengfeng en China, en las faldas del monte Songshan, fueron erguidos por nueve dinastías y expresan de distintos modos las creencias de estas culturas. Por último, la Unesco abrió un lugar en la lista para los asentamientos de Sarazm, en el litoral del océano Índico, que datan del cuarto milenio antes de la era cristiana.

últimas noticias

Una iniciativa que empodera y permite soñar

Fútbol sin arquero para ‘cracks’