Renuncia director del Inco

Luego de que este martes se conociera la renuncia de Julio César Arango, director del Instituto Nacional de Concesiones (Inco), argumentando "razones personales", se abrió el debate sobre si su retiro se debía a las diferencias que ha tenido con el Gobierno Nacional, en el tema de la adjudicación de la Autopista de las Américas.

Mientras Arango defiende que se acoja el concepto de la Procuraduría —que pidió se revoque el proceso porque la obra atenta contra una reserva natural—, el Gobierno insiste en adjudicar un proyecto que está estimado en $1,6 billones. Así lo reiteró este martes el mismo vicepresidente Francisco Santos, quien aseguró que sus planes son entregar la concesión esta misma semana. Además, defendió que este proyecto “no se ha hecho a la ligera”, y que “la infraestructura de Colombia no puede convertirse en una ley de burlas”.

En entrevista a Caracol Radio, Arango se limitó a decir: “Hay unos conceptos claros, unas sugerencias muy directas por parte de la Procuraduría y creo que, cuando uno no está de acuerdo con el tema, es mejor dar un paso al costado”. Su renuncia, luego de seis meses de estar en la institución y a tan sólo cuatro días de finalizar el actual Gobierno, todavía es estudiada por el ministro de Transporte, Andrés Uriel Gallego.

El ex funcionario está actualmente vinculado a una investigación disciplinaria que adelanta la Procuraduría por la concesión del tercer tramo de la Ruta del Sol, y también había sido cuestionado por Alicia Naranjo, ex directora de Invías, quien aseguró que el valor de la Autopista de las Américas estaba sobreestimado.

“Esperamos que la próxima dirección tome los correctivos señalados y actúe con transparencia”, dijo Naranjo.

Temas relacionados

 

últimas noticias