Venezuela exige explicaciones a EE.UU.

La reacción del gobierno de Venezuela por las declaraciones de Larry Palmer, el diplomático nominado para representar a Estados Unidos en Caracas, no se hizo esperar.

El Ministerio de Relaciones Exteriores venezolano envió  una nota a la Casa Blanca en la cual señala que las afirmaciones de Palmer son una grave injerencia que obliga a evaluar sus consecuencias. “Se ha solicitado explicaciones al gobierno de los Estados Unidos antes de tomar una decisión definitiva sobre este asunto”, señala la nota.

La comunicación también afirma que el gobierno venezolano “tuvo conocimiento de las graves declaraciones que el embajador designado por el gobierno de los Estados Unidos para representarlo en Caracas, Larry Leon Palmer, rindió ante el Congreso de ese país y su contenido constituye un serio precedente de injerencia e intervencionismo para alguien que ni siquiera ha pisado el territorio venezolano”.

Por ello, anuncia que “se encuentra evaluando las consecuencias de esta declaración inaceptable”, la cual rechaza enérgicamente en todas sus partes. Una de las cosas que más molestó al gobierno de Hugo Chávez es que Palmer sostuvo que la moral de los militares venezolanos era “considerablemente baja, particularmente debido a designaciones orientadas por lo político”.

El ministro venezolano de Defensa, general Carlos Mata, respondió a los señalamientos de Palmer enviándolo “a otra parte con su palabrería”.

Temas relacionados