Gobierno en 3D

En busca de mayor eficacia política y administrativa desde el Palacio de Nariño...

En busca de mayor eficacia política y administrativa desde el Palacio de Nariño, el presidente Juan Manuel Santos decidió acondicionar una especie de salón de crisis con lo último en tecnología de punta para realizar videoconferencias con todo tipo de funcionarios sin necesidad de que éstos tengan que ir a su despacho, con la pérdida de tiempo y tramitología que esto implica. Cuando los asuntos no requieran un cara a cara, la comunicación vía satélite será la fórmula para acabar con tanto lobby y, de paso, con más de un lagarto.


Ni tan cerca…

Mucho se había hablado en el Ministerio de Defensa sobre la suerte del general del Ejército Carlos Arturo Suárez Bustamante, quien se venía desempeñando como inspector del Comando de las Fuerzas Militares y se daba por retirado luego del nombramiento de la nueva cúpula militar, toda con menor antigüedad que él. Pues el presidente Juan Manuel Santos decidió guardarlo como as bajo la manga y lo nombró agregado militar en España. No hay que olvidar que Suárez fue quien lideró la investigación sobre los falsos positivos, proceso que terminó con la destitución de una treintena de altos oficiales del Ejército.


Sombras nada más

Los artífices de la recordada e innovadora representación de las películas nominadas a los Premios Oscar 2007 a través de sombras Pilobolus, que mostró en ese entonces la famosa presentadora Elle DeGeneres, vienen a Colombia. El Festival Iberoamericano de Teatro y BibloAmigos los traen con el espectáculo Shadowland, una mezcla de danza, acrobacia y multimedia que estará del 22 al 26 de septiembre en el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo. El show promete, porque además de su aparición en múltiples campañas publicitarias de carros y bancos en todo el mundo, la música es de David Poe, quien ha abierto giras de artistas como Bob Dylan, Joan Baez y Tori Amos.


Gurús en Bogotá

Gerhard Wahlers, director ejecutivo de la fundación Konrad Adenauer; Matteo Disoné, director del Scalabrini Internacional Migration Network, de Nueva York; Stephen Castles, codirector del Instituto de Migración de  la Universidad de Oxford; monseñor Agostino Marchetto, secretario del Pontificio Consejo para la Pastoral de los Migrantes e Itinerantes del Vaticano, y el embajador Johny Young, director Ejecutivo del Migration and Refugee Services llegarán esta semana a la capital del país para participar como conferencistas en el Segundo Fórum Internacional sobre Migración y Paz, organizado por la Secretaría General de la Alcaldía Mayor de Bogotá y el Scalabrini International Migration Network. Entre miércoles y viernes disertarán con personajes colombianos como el vicepresidente Angelino Garzón y el poeta y miembro de la Comisión del Bicentenario William Ospina.


Sorpresivo desenlace

Después de la gran polémica que se produjo cuando se filtró a la prensa que el magistrado Luis Javier Osorio, de la Corte Suprema, había revelado que unas personas intentaron presionarlo para que votara por la candidata a Fiscal, Margarita Cabello Blanco, la sensación que quedó fue que el tribunal enterraría el caso. Pero la semana pasada el magistrado Edgardo Villamil anunció que por decisión personal pondría en conocimiento de la Fiscalía, por escrito, lo que oyó en Sala Plena de su colega Osorio. De inmediato adhirieron a su iniciativa siete togados y no se descarta que otros hagan lo mismo mañana. La semana entrante llegará el escrito al ente investigador.


Otras peticiones

La magistrada María del Rosario González, presidenta de la Sala Penal de la Corte Suprema, y el ex presidente de ese alto tribunal, Augusto Ibáñez, también le enviarán peticiones al fiscal Guillermo Mendoza. La primera le dirá que investigue quién es el magistrado de la Sala Laboral que, según Camilo Ospina, ex aspirante a ser Fiscal General, le pidió a éste la Vicefiscalía para un amigo suyo a cambio de votar por él. Ibáñez hará similar solicitud, pero con respecto a unas declaraciones similares a las de Ospina, que hizo en la prensa el entonces vicepresidente de la República, Francisco Santos. Así, cobra vigencia el dicho que reza que “a quien no quiere un caldo, se le dan tres tazas”.

 

últimas noticias

Alto turmequé