A la cárcel capitán del Ejército

A la penitenciaría de La Picota fue enviado el capitán del Ejército Diego Édison Calvo Cuevas, quien fue acusado por la Fiscalía de asesinar a una persona y causar heridas a dos más a la medianoche del domingo pasado.

De acuerdo con testigos, el oficial, adscrito al Batallón Guardia Presidencial, disparó en forma indiscriminada contra un grupo de personas con las que había sostenido una riña minutos antes. Al parecer el motivo de la discusión fue una agresión sexual cometida por el padre del militar mientras se encontraban en el sitio conocido como La Tienda del Chamo, en el barrio Providencia, al sur de la capital.

Una vez vino el reclamo de la mujer, el capitán salió del lugar, se dirigió a su vehículo, sacó su arma de dotación y realizó varios disparos que en ese momento no dejaron víctimas.

Luego abordó el automotor y después de avanzar unos metros echó reversa y volvió a accionar su arma. Como consecuencia de los disparos murió la joven Angélica María Rueda, que a esa hora pasaba por el lugar en compañía de su novio, quien resultó herido. Un primo de la mujer que fue víctima de la agresión sexual recibió tres disparos y se encuentra en un centro asistencial. Minutos después el capitán fue capturado por la Policía Metropolitana. Aunque el abogado del oficial aseguró que hubo un cruce de disparos porque el automotor de su defendido presentaba un impacto calibre 38, el juez del caso dijo que ninguno de los testigos manifestó que hubiera habido una respuesta armada contra el agresor. Calvo fue acusado como presunto responsable de homicidio y tentativa de homicidio por las dos personas que resultaron heridas. No aceptó cargos.

Temas relacionados