Fincas ecológicas

Ya es mayor el número de personas en el campo que optan por una relación más responsable con el planeta.

Debido a que el cambio climático causado por el exceso de contaminación cada vez se ha vuelto más agresivo, la preocupación por el medio ambiente ha aumentado. Muchas personas han tomado conciencia de la gravedad del problema y están intentando llevar formas de vida más ecológicas y responsables con la naturaleza, especialmente en el campo.

Así como los edificios verdes están de moda en las grandes ciudades, muchos habitantes de la zona rural también han decido formar parte de esta tendencia y volver su finca un lugar verde y autosostenible haciendo uso de energías alternativas, como la solar o eólica, reciclando y aprovechando el agua lluvia.

Algunos comienzan el proceso ecológico de su predio por su cuenta, pero otros recurren a ayuda profesional para que les indiquen cómo contaminar menos. Y es que hay personas que han dedicado su vida a estudiar y enseñar a los demás sobre cómo preservar la naturaleza, este es el caso de Beatriz Arjona, una bióloga que actualmente es la representante en Colombia de la ONG ambiental mundial Change the World y a quien cada día acude más gente para pedir recomendaciones sobre la relación armónica con la naturaleza desde el hogar. "Nuestra misión es enseñar, asesorar y difundir estilos de vida ecológicos. Damos herramientas a la gente para que sean más responsables con la Tierra".

El cambio de una finca común a un lugar amigable con el entorno es complejo. Según Beatriz Arjona, el primer paso es hacer las cosas no sólo en beneficio propio sino también por los demás, incluyendo las generaciones futuras. El segundo fundamento es cuidar la Tierra, se debe tener una profunda conciencia de lo que se hace para vivir y de las implicaciones que esto tiene para el ambiente. Y, finalmente, hay que compartir excedentes, es decir, no acaparar.

Estos preceptos también van encaminados a fortalecer los lazos entre las comunidades, para que todos trabajen en conjunto en favor de un mundo más limpio y poco a poco se vaya forjando la conciencia y responsabilidad sobre el entorno ambiental en general.

Otros consejos para volver su finca ecológica:

Aunque lo ideal es cultivar sus alimentos en su propia finca, lo que no se pueda producir se lo pueden comprar a productores orgánicos, quienes no usan químicos en sus cultivos.

Haga un esfuerzo por reducir el consumo de energía y en lo posible use fuentes alternativas como la solar, la eólica o la hidráulica o simplemente ponga bombillos ahorradores en su casa.

Sea un consumidor verde, procure que lo que compra no venga en bolsas plásticas o bandejas de icopor. Intente ir a las tiendas ecológicas y a los mercados orgánicos.

Recicle en casa. Separe el plástico de los residuos orgánicos. Y esté en contacto con las empresas de la basura para que ellos no la mezclen.

Recoger aguas lluvias de los techos de la casa, lo lleva al tanque y se puede regar los cultivos, regar las matas, lavar el carro limpiar la casa.