“Chicó es el que mejor juega”

El volante asegura que todavía no hay nada definido en los cuadrangulares y desconoce cuál será su futuro. Tiene contrato por tres años con el club ajedrezado, que ya ha recibido ofertas de México, Argentina y Europa.

Hace apenas un año, Miguel Caneo no sabía si volvería a jugar al fútbol. Una delicada lesión en su rodilla izquierda lo alejó de las canchas durante 10 meses y ningún club parecía interesado en contratarlo. Entonces apareció una propuesta de Eduardo Pimentel, quien le ofreció al volante argentino un contrato por seis meses con el Boyacá Chicó.

La oferta no era verdaderamente atractiva, pero representaba la posibilidad para que el ex jugador de Boca, Quilmes, Colo Colo y Godoy Cruz, demostrara que tenía con qué seguir.

“Y he aprovechado la oportunidad. Volví a ser futbolista. Más allá de triunfar y tener éxito, quería estar en una cancha, sentir el olor del camerino, sufrir la marca de los rivales, esas cosas que tanto se extrañan cuando uno está lesionado”, dice Caneo, quien nació el 17 de agosto de 1983 en General Roca y se formó en las divisiones menores de Boca en la época gloriosa del técnico Carlos Bianchi y los colombianos Óscar Córdoba, Jorge Bermúdez y  Mauricio Serna.

Hoy, cinco meses después de haber llegado a Tunja, su situación es diferente. Su excelente rendimiento le sirvió para prolongar su contrato por tres temporadas más y sobre todo, volver a ser pretendido por varios clubes importantes del exterior.

“Yo realmente no estoy al tanto de eso. Ahora me preocupo solamente por jugar, por la final, pues nuestro objetivo es pelear el título y no nos podemos desconcentrar”, asegura el mediocampista, que ha marcado 11 goles en la Copa Mustang  este semestre y es considerado el mejor futbolista extranjero del torneo.

Al respecto, reconoce que “es muy gratificante que hablen bien de uno, que lo consideren figura. Más allá de los goles, creo que he aportado para que el equipo haya hecho una buena campaña y tenga aspiraciones serias de ser campeón”.

La verdad es que Caneo, quien debutó profesionalmente con Boca en 2003 y ganó la Copa Intercontinental con Luis Amaranto Perea y Fabián Vargas, ha sido pieza fundamental en el equipo que dirige el técnico Alberto Gamero, al lado de Víctor Danilo Pacheco y Edwin Móvil. “No tengo duda que Chicó es el equipo que mejor juega en Colombia. Por ahí no siempre se dan los resultados, pero intentamos manejar bien la pelota, dar espectáculo y salir a proponer en todas las canchas”, dice el 10 ajedrezado, quien analizó el torneo y no descartó que la tabla de posiciones pueda cambiar.

¿Siente que Medellín y Chicó van a definir el clasificado del grupo B en su doble enfrentamiento?

No, para nada. Falta la mitad de los cuadrangulares, todo puede dar la vuelta, esto apenas se definirá en la penúltima o la última jornada, aunque ambos hemos arrancado bien.

¿Pero cree que Chicó será finalista?

Pienso que hemos hecho un torneo muy bueno y que tenemos muchas ganas de terminarlo igual. El objetivo es el título, pero primero hay que tratar de ser finalista, tenemos argumentos para pensar que podemos llegar.


¿Le da miedo asumir el favoritismo?

No, para nada. Está claro que hemos dado pasos importantes, pero también que el nivel del torneo es muy parejo y no hay un súper equipo, aquí cualquiera puede clasificar todavía.

¿Y en el otro grupo?

Igual está complicado, así América haya sacado una luz de ventaja. Un equipo gana uno o dos partidos seguidos y se mete en la pelea.

A ustedes los han afectado las lesiones, ¿siente que la nómina es corta?

Pues la verdad no me parece que al equipo lo hayan afectado las ausencias de jugadores importantes, porque los que han ingresado los han reemplazado muy bien, creo que esa es otra de nuestras fortalezas, esta es una plantilla bastante completa.

¿Cómo analiza el nivel del torneo?

Es muy bueno, aquí se juega bien al fútbol y se entrena duro. Llevó cinco meses acá y he podido darme cuenta de que faltan algunas cosas en la parte logística, de infraestructura, pero también que sobra calidad en los jugadores y conocimiento en los entrenadores.

¿Se va a quedar en Chicó?, dicen que hay ofertas de México, Argentina y hasta Europa...

La verdad no quiero pensar en eso. Ese es un asunto que depende de la dirigencia de Chicó y de mi representante, pero yo estoy muy a gusto acá. No sé si me voy al final del torneo o si me quedo hasta diciembre. Tengo un contrato por tres años y estoy tranquilo por eso. Ya veremos qué pasa, porque de todas maneras jugar en Europa siempre ha sido mi ilusión, ya estoy recuperado, soy joven y tengo mucha carrera por delante.

En cifras

2,5

millones de dólares valdrían los derechos deportivos de Caneo, según ha expresado el presidente del Boyacá Chicó, Eduardo Pimentel.

2

partidos se jugarán este domingo: La Equidad vs. Envigado (3:30 p.m., por televisión cerrada) y Quindío vs. Cali (5:30 p.m., por el Canal RCN).