“Me regañan por desordenado”

Eduardo Pimentel dice que tiene que superar su mal genio. El presidente y técnico del Chicó Fútbol Club asevera que cuando gana con una prenda no se la cambia y que le hubiera gustado entrenar al ‘Tino’ Asprilla.

El partido que no olvida.

El jugado entre Newell´s Old Boys de Argentina y América.

Su comida favorita.

La carne.

El jugador que más regaña.

Son juveniles normalmente. No hay uno solo, pero como están en formación no los regaña uno.

El que más le pelea.

No, no tengo ninguno que me pelee.

¿Cuándo da cátedra?

Cuando corresponde.

La figura que no debe faltar en la cancha.

Miguel Caneo.

Su estrategia campeona.

Es una sola y es perseverancia, disciplina y organización.

Su mejor amigo.

Hay muchos, pero no hay uno definido.

¿Cuándo la saca de taquito?

Cuando podamos ganar la Copa Libertadores.

La peor falta que ha cometido.

Cuando fui jugador, contra un árbitro que se llamaba Blanquicet en un partido de Millonarios contra el América, aquí en El Campín.

¿A quién le sacaría tarjeta roja?

A los árbitros corruptos.

Algo que en el país esté fuera de lugar.

El Polo Democrático y las Farc.

Una buena táctica.

La mejor es ganar.

¿Qué hace antes de salir a la cancha?

Me encomiendo a Dios.

Su equipo internacional favorito.

Soy amante del fútbol colombiano.

¿A quién admira?

A Álvaro Uribe Vélez.

Su maestro.

Doctor Gabriel Ochoa Uribe.

Una rumba.

La de Andrés Carne de Res, la de Gótica.

¿Qué música le gusta?

La electrónica, el reguetón, crossover, mejor dicho, de todo.

¿Qué quería ser cuando pequeño?

Jugador de fútbol.

Una salida en falso.

He tenido varias. En la Copa Libertadores cuando agredimos al juez Silva, quien nos pitó contra Nacional.

El gol que lo marcó.

Uno que hice jugando con América en la final del año 90.

¿A quién le gustaría entrenar?

Ahorita no sé, pero me hubiera gustado entrenar al Tino Asprilla.

Una buena jugada.

El haberme casado con mi esposa y tener la familia que tengo.

Un recuerdo de cuando jugó en Millonarios.

Los títulos, la celebración con la gente.


La frase que más les repite a sus jugadores.

Que aquí en el fútbol sólo sirve ganar.

¿Qué hace después de un entrenamiento?

Seguir trabajando en las cosas administrativas del club.

¿Y de un partido?

Programar el siguiente partido, eso es cada ocho días. Así que hay que seguir trabajando.

¿Por qué lo regañan en la casa?

Mi señora me regaña porque soy desordenado.

Una mujer que lo trasnoche.

La verdad, ninguna.

Una sorpresa.

Pues una sorpresa.

Un agüero.

La ropa. Cuando se gana con alguna en especial, no me la cambio.

Una ciudad para visitar.

Barcelona.

El jugador de la historia.

Maradona.

Un licor.

No soy de licores.

Un libro.

Las 48 leyes del poder.

Tres características de un buen jugador.

Temperamento, personalidad y profesionalismo.

¿Qué hace en el tercer tiempo?

Me relajo.

¿Colombia debería ser sede para el Mundial?

No, no estamos preparados.

¿Cómo estará el partido Real Madrid vs. Santa Fe?

No le muestro mucho interés a ese partido. Es un amistoso y los partidos amistosos no me gustan.

Un técnico.

El doctor Gabriel Ochoa Uribe.

¿Cómo juega al mismo tiempo de presidente y técnico?

Con calmita y por los laditos.

¿Chicó otra vez campeón?

En dos o tres años.

Lo que más le critican.

La alegadera con los árbitros.

Algo para superar.

El mal genio.

Temas relacionados

 

últimas noticias