¡Qué ‘Chico’ es Millonarios!

Los azules cayeron 0-1 con el Boyacá en El Campín y quedaron eliminados. El equipo tocó fondo y el lunes rodarán cabezas.

“Que se vayan todos, que no quede ni uno solo”. Ese fue el cántico con el que los escasos aficionados de Millonarios que el domingo llegaron a El Campín con la ilusión de una victoria, despidieron una vez más a los jugadores en medio de insultos, tras completar la quinta derrota del torneo, que prácticamente sepulta las opciones de estar en los cuadrangulares semifinales.

El revés a manos del Chicó terminó por profundizar la crisis albiazul y, de acuerdo con lo señalado por el presidente del equipo bogotano el viernes anterior, cuando preavisó al plantel, hoy deberá cobrar cabezas en la plantilla y de pronto en el cuerpo técnico, porque los números nunca han respaldado la labor de Óscar Héctor Quintabani.

Más allá del golazo de Ormedis Madera en el epílogo de la inicial, con el que se sentenció el encuentro, Millonarios lució impotente para superar el planteamiento ajedrezado, que fue tan simple como eficiente.

Y si no hubo respuesta en la cancha, menos podría encontrarse alguna en el vestuario norte, porque los jugadores ni siquiera se cambiaron y para evitar una vergüenza mayor en las graderías, el plantel abandonó el estadio en tanqueta, mientras la policía retenía en las tribunas a los enfurecidos aficionados. Camino similar tuvieron los directivos, que abandonaron el estadio antes del pitazo final de Albert Duarte.

Millonarios no es el único grande en apuros, porque Nacional perdió 1-2 con Cali en el Atanasio, lo que obligó al entrenador verdolaga, Luis Fernando Suárez, a dejarle su renuncia a la directiva, la cual sería aceptada hoy en reunión extraordinaria. Igual no se iría solo, ya que el propio presidente, Víctor Marulanda, dijo: “Soy un fracasado más, tengo mi responsabilidad y así se lo haré saber a la junta”.

El que sí celebra es Júnior, tras superar con angustia 2-1 al Medellín en el Metropolitano. Para Émerson ‘Piojo’ Acuña, quien marcó el gol del triunfo, “siempre fuimos superiores y al final se hizo justicia, porque buscamos más el partido y afortunadamente dimos otro paso hacia la clasificación”.

Otro local que hizo valer su condición fue América. “Venía buscándolo (el gol) y por fortuna hoy se me abrió el arco y espero que no se cierre de acá en adelante, porque nos vamos a meter entre los ocho”, advirtió Wílmer Parra Cadena, autor del único grito en el Pascual, suficiente para superar al Pereira y acumular la tercera victoria en línea, que terminó de revivir a los ‘Diablos’ en el torneo.

Juega como nunca y…

Santa Fe también suma igual número, pero de derrotas, y por todo lo que había vivido durante la semana, el partido en el Murillo Toro le marcaba un punto definitivo en sus aspiraciones de volver al grupo de los ocho tras dos jornadas de ausencia, y aunque los de ‘Bolillo’ mostraron otra actitud, no les alcanzó para sumar ante Tolima, sólido líder del Apertura, que lo superó 2-0.

Otros que se enredaron para acercarse a la clasificación en las semifinales fueron Quindío, que cayó en el Centenario con Envigado (0-1); Equidad, que no pasó del empate sin goles en Techo frente al Atlético Huila, y el Once Caldas, que igualó a uno con el Pasto.

Cúcuta, por su parte, dio otro paso en firme hacia los cuadrangulares, al vencer 2-0 al Real Cartagena en el General Santander, gracias a los tantos del paraguayo Roberto Gamarra y César Arias.

Temas relacionados