‘Pacho’ Nájera habla del partido de Santa Fe ante el Cúcuta

Este miércoles en la noche se disputa la decimocuarta jornada de la Copa Mustang.

No necesita melena para infundir respeto. Él se lo gana a punta de esfuerzo y entrega. Tampoco ruge, simplemente grita y ordena como su naturaleza le indica. Muestras de un liderazgo ilimitado sin duda, que patentó el sábado pasado en El Campín y, ante las adversas circunstancias, multiplicó para convertirse en un verdadero ejemplo de coraje.

Francisco Nájera fue uno de los nueve leones albirrojos que defendieron con dientes apretados y su camiseta hecha sudor el empate de Santa Fe frente a Millonarios, así en definitiva el punto no sirviera de mucho.

‘Pacho’, aparte de soportar las aproximaciones azules, en más de una ocasión salió desde el fondo hasta llegar al área contraria en busca del gol de la victoria, el cual, así no haya llegado, con la simple intención fue suficiente para llevarse la mención al mérito que él justifica en un sola razón: “Como santafereño que soy, lo doy todo y más en un partido contra el eterno rival, porque lo vivo como hincha y como jugador, siempre lo quiero ganar, porque ser de este club es una forma de vivir y sentir que tal vez otros compañeros no lo experimentan igual”.

Por eso le duele doble el actual momento cardenal, que lo tiene más lejos que cerca de la clasificación a los cuadrangulares, así acepte que el sufrimiento sea “algo que va con la historia del equipo, eso del minuto de Dios, de remontar partidos imposibles o de aguantar con nueve hombres y sin arquero un clásico, pero todos son alicientes para no tirar la toalla y luchar hasta el final por estar en los ocho”.

Defensor de procesos

Ya son cuatro fechas fuera del selecto grupo y Nájera atribuye tal alejamiento “a la irregularidad que hemos tenido por pasajes en algunos partidos y que se ha pagado demasiado caro, pero soy un convencido de que cuando encontremos el equilibrio, sin perder el estilo y el orden que por momentos nos han hecho superiores a los demás, seremos el mejor equipo de Colombia”.

Reconoce también que con la actual nómina, Santa Fe debería estar peleando arriba y no en la parte media de la tabla, aunque sin ánimo de excusarse considera que “el nivel de nuestro fútbol es cada vez más competitivo y sacar diferencias se ha complicado, pero está claro que los equipos que respetan procesos de año o año y medio, dan resultados y así lo demuestran América, Chicó y Equidad”.

Igual le resulta imposible alejarse de la realidad y se somete a la inmediatez del resultado que hace rato le es esquivo, pero que de encontrar de nuevo, cambiará el rumbo según ‘Pacho’: “sólo necesitamos ganar un partido, uno solo, para que el grupo despegue definitivamente”.

Y por no encontrar aún la pista en el Apertura, es que el torneo les ha puesto límites a los de ‘Bolillo’ y justo hoy en la frontera: está prohibido caer frente a un equipo que, como el Cúcuta, “es complicado en casa por su orden, pero la necesidad es más grande para nosotros y como tal debemos buscar el partido desde un comienzo”.

Sólo resta ir al frente a vencer o morir, consigna que Nájera ya les transmitió el sábado a sus compañeros y que esta noche reforzará con otra: “Hay que sacar fuerzas de donde no las tengamos para ganar las cinco finales que nos quedan”. Es palabra de capitán.

Temas relacionados