Colombiano, en huelga de hambre en España

Protesta contra los bancos españoles llega a su día 106.

Después de luchar contra una corporación bancaria que quiso quitarle su casa y de recorrer los más de 400 kilómetros que separan a Elche de Madrid, Segundo Quiñones llegó el pasado 20 de abril al Palacio de la Moncloa, la sede del gobierno español, e inició una huelga de hambre.

Con la ayuda de dos compañeros de la Asociación de Familia Hipotecadas, Embargadas y Abusos Bancarios de Elche armó un improvisado cambuche de tres metros cuadrados en la reja del Palacio y colgó avisos alusivos a su lucha. “Los empresarios hicieron lo que les dio la gana y los políticos generaron esta situación porque no pusieron control”, le dijo Quiñones a la agencia EFE.

Pero sus compañeros se aburrieron muy rápido de la protesta y dejaron solo al colombiano, quien a punta de leche, zumo de naranja y agua ha seguido adelante en una protesta que este martes llega a su día número 106. “En una lucha o se gana o se pierde, por eso sigo adelante”, aseguró.

Debido a la época de vacaciones, ningún funcionario ha hablado con Quiñones, pero eso no mengua su ánimo: “Los políticos y empresarios se irán de vacaciones, pero yo seguiré aquí cuando vuelvan”.

Temas relacionados