Una alianza de El Espectador y Mutante.org

hace 1 hora

Tristan Manco, la voz del arte urbano

El británico Tristan Manco, ilustrador y diseñador gráfico, es uno de los autores de libros de grafiti y de arte urbano que más ha investigado en el tema.

En sus páginas está el registro del paso del arte por los muros y paredes del mundo entero. Manco estuvo en Bogotá para participar en el proyecto Memoria Canalla, que organiza por estos días el colectivo Hogar.

¿Desde cuándo y por qué el interés por el mundo del grafiti?

Desde mi visión de ilustrador y de diseñador gráfico, siempre me interesó cualquier tipo de expresión plástica. En mi juventud, en los años 80, vi por primera vez los esténciles, era la explosión de este arte en Europa.

¿Cómo empezó en la industria editorial especializada en este arte?

A finales de los 90, este arte volvió a ser emocionante de nuevo y le propuse a la editorial Thames & Hudson hacer un libro del arte del esténcil alrededor del mundo. Ellos aceptaron y ahí empecé una difícil investigación, porque no había casi información escrita sobre esto y la internet no era tan fuerte en ese entonces. Lo primero que hice fue ir a París porque la escena fue grande en los años 80 y quería conocer en persona a muchos de estos artistas.

¿Qué país o ciudad es en la actualidad el más sobresaliente en arte urbano?

Cambia frecuentemente porque cada país tiene su propia historia en este arte. Pero los más fuertes siempre han sido las grandes metrópolis donde empezó este arte: Nueva York, París, Londres y Berlín. Sin embargo, para mí los lugares donde se está creando una escena muy interesante son México y Brasil, porque lo hacen muy a su manera, sin tanta influencia de las otras grandes ciudades.

¿Hay algún evento reconocido en el mundo que reúna a la gente de este arte?

Cambia todo el tiempo. En Europa los grandes eventos son organizados por los mismos grafiteros, pero ahora hay más festivales de arte urbano en otros países donde invitan a una serie de artistas para intervenir un lugar determinado en la ciudad y donde hay mucha interactividad con el público. Eso sería como el nuevo desarrollo o la tendencia de estos eventos. No hay ninguno que haya estado ahí por siempre, los más antiguos datan de hace tres o cuatro años. Se me vienen a la cabeza Back Jumps, en Berlin; Diffusion, en Barcelona, y New Art en Noruega.

¿Qué otro proyecto editorial tiene entre sus manos?

Estoy preparando un libro que estará centrado en el proceso de cada artista y de sus ideas. No estoy interesado solamente en la acción sino en las posibilidades artísticas de ésta. Quiero profundizar más en el tema. Bastardilla y Stink Fish serán la cuota colombiana de este proyecto.

Temas relacionados