Ganan la paz y la vida en elección sin precedentes

Un minuto de silencio. Luego, varias palomas inmaculadas alzaron su vuelo y poco a poco se perdieron entre los rayos solares.

“Por fin, llegaron al cielo”, dijo uno de los compañeros de Aída Marcela Segura, la estudiante del Colegio Los Alpes muerta hace dos meses por un disparo de venganza que no era para ella.

El silencio y las aves eran un regalo para ella y los símbolos de paz que le daban inicio a una jornada de elecciones en la localidad de San Cristóbal que pretendía que todos votaran por la seguridad de la zona, una de las más azotadas por la inseguridad y la violencia entre pandillas barriales.

El objetivo del “Plebiscito por la Paz”, llevado acabo el miércoles y jueves de esta semana, era que la comunidad demostrara su interés por recuperar la tranquilidad en el sector respondiendo un “Sí” o un “No” a la pregunta: ¿Está de acuerdo con que los barrios Macarena, Los Alpes, Alpes Futuro y Nueva España, así como el colegio Los Alpes, sean un territorio de paz y vida?

Los resultados en las cuatro mesas de votación fueron contundentes. En total, 3.491 personas, incluyendo niños desde los 10 años, eligieron el “Sí” y 202, el “No”. La Registraduría Nacional y el Instituto Distrital para la Participación y Acción Comunal  (IDPAC) apoyaron técnica y logísticamente la jornada.

Para Ramón Beltrán, presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Alpes Futuro, la jornada fue muy exitosa: “Ahora sabemos que  la mayoría quiere ser pacífica y salir a la calle con tranquilidad. Así, los proyectos  para mantener la seguridad del sector tendrán el respaldo de todos”.

La directora general del IDPAC, Olga Beatriz Gutiérrez, habló también sobre la importancia de esta iniciativa: “Es una actividad de apropiación de un territorio, de participación ciudadana”.

Los menores se tomaron las elecciones. Fueron los primeros en llegar, superaron en número a los votantes adultos y animaron esta ‘fiesta’  con presentaciones de rap y la liberación de las palomas de la paz.

Lo más representativo para toda la localidad fue la presencia de algunos integrantes de los grupos juveniles en conflicto, quienes quisieron hacer público su interés por cesar las riñas en estos barrios con el “Sí” de la paz, la vida y la reconciliación.

Temas relacionados