Llegó el mediador entre Uribe y Chávez

El mandatario de República Dominicana viajará este sábado a Cúcuta.

Si tiene suerte y los mandatarios latinoamericanos no se equivocaron, el presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, debe lograr de nuevo que en los próximo meses Álvaro Uribe y Hugo Chávez se tomen una foto similar a la que hace dos años, y bajo la mirada benévola del dominicano, se dejaron sacar jefes de Estado durante la Cumbre de los Países de Río en marzo de 2007, cuando el bombardeo al campamento de Raúl Reyes destaba una crisis diplomática en la región andina que aún no termina.

Para eso llegó Fernández el viernes a Bogotá. Procedente de Guatemala, donde se reunió con la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, el presidente se encontró con su homólogo colombiano para comenzar a explorar las posibilidades y escenarios de diálogo con Hugo Chávez. La situación pareció tocar fondo la semana pasada, cuando ambos gobernantes se insultaron en Cancún y al mismo tiempo los líderes Latinoamericanos pidieron la conformación de un grupo de países amigos, liderado por Fernández, y al que también pertenecen México, Brasil y Argentina.

“Fernández cuenta con la enorme ventaja de servir como puente en el escenario regional. Con excelentes relaciones con Estados Unidos, también sostiene buenas relaciones con países como Venezuela y Cuba. Eso le permite servir en este momento como interlocutor neutral y plural frente a los temas delicados de la agenda hemisférica”, aseguraba esta semana en un artículo en la red la consultora política de Newlink, Diana Pardo.

Este sábado, el mediador se reunirá con el canciller Jaime Bermúdez, con quien viajará a Cúcuta para observar de cerca la situación en la frontera. Su oficina aún no confirma cuándo sería su encuentro con el presidente Hugo Chávez.