Una mujer hace historia en los Oscar

Kathryn Bigelow recibió la estatuilla a Mejor director, por la cinta ‘Zona de miedo’, que arrasó en la ceremonia.

La 82° ceremonia de los Premios Oscar hizo historia; por primera vez una mujer ganó el Oscar a Mejor director. Kathryn Bigelow, guionista, productora, una directora atípica y ex esposa de James Cameron, su contendor, tuvo “el momento de su vida” gracias a su trabajo en la película Zona de miedo, que además fue galardonada con el Oscar a Mejor película. Los reconocimientos para el Mejor guión original (Mark Boal), Mejor edición de sonido, Mejor mezcla de sonido, Mejor edición fueron otorgados también por los miembros de la Academia a esta cinta que se adentró en las realidades de la guerra en Irak.

La actriz española Penélope Cruz entregó el primer galardón de la noche: la estatuilla a Mejor actor de reparto para el austriaco Christoph Waltz por su actuación en la película Bastardos sin gloria, en la que encarnó a un tiránico comandante nazi y en la que a pesar de ser el antagonista eclipsó el remarcable papel de Brad Pitt. Su interpretación como el comandante Standartenführer Hans Landa también le permitió ganar el premio al Mejor actor en el Festival de Cannes en 2009 y el Globo de Oro de 2010. La Mejor película extranjera fue para El secreto de tus ojos, dirigida por el argentino y dos veces nominado Juan José Campanella, superando a la favorita La cinta blanca. La estatuilla a Mejor actor fue para el norteamericano Jeff Bridges por su actuación en Crazy Heart. La Mejor actriz, por su parte, fue para Sandra Bullock por su rol en la cinta The blind side.

En tanto, la película Preciosa, basada en el libro Push, de Sapphire, obtuvo el premio al Mejor guión adaptado, pero no fue el único galardón que recibió esta cinta de bajo presupuesto dirigida por Lee Daniels. La estatuilla a Mejor actriz de reparto, como la mayoría de la crítica lo esperaba, fue para la actriz y comediante Mo'Nique, quien interpretó a la despiadada madre de Preciosa. La actriz agradeció a Oprah Winfrey y a la Academia por haber premiado la actuación y no lo político de su personaje. “Tenemos que dejar de hacer lo popular, para hacer lo correcto”, dijo entre lágrimas.

Avatar no tuvo una carrera por los galardones tan exitosa como se esperaba. Tan sólo ganó la estatuilla a la Mejor dirección de arte (Rick Carter y Robert Stromberg), Mejor fotografía y Mejores efectos especiales. La película Up, del director Pete Docter y producida por Pixar Animation Studios, fue reconocida con el premio a la Mejor película animada y Mejor banda sonora. Por primera vez en la historia de los Oscar un filme animado también fue nominado por Mejor película. Unos minutos después, el actor norteamericano Matt Damon entregó la estatuilla a mejor documental a The Cove, que denuncia los asesinatos de miles de delfines.