Ofrecimiento soñado

Clara López, fórmula vicepresidencial de Gustavo Petro.

“Era un ofrecimiento que ningún militante del Polo Democrático podría rechazar”. Así justificó la ex secretaria de Gobierno de Bogotá Clara López Obregón su decisión de aceptar ser la fórmula vicepresidencial de Gustavo Petro. Al despedirse de sus compañeros en la administración capitalina, dijo que se dedicará “a pregonar por todo el país el ideario de la izquierda democrática, los sueños de una Colombia transformada, más igualitaria e incluyente. De una Colombia reconciliada y en paz”.

En diálogo con El Espectador, López Obregón dijo que aunque aún no se ha reunido con Petro para definir su papel dentro de la campaña, su labor podría estar encaminada a la estructuración de políticas en favor de los derechos humanos: “Ese es uno de mis fuertes. Soy fundadora del Comité Permanente de los Derechos Humanos, el primero de su índole en el país. La defensa de los Derechos Humanos es una de las causas de las que no me he separado. Sin embargo, pienso que mi labor también puede estar encaminada a la defensa de los derechos sociales, los ambientales y del Estado Social de Derecho”, agregó.

Sobre las declaraciones del presidente Álvaro Uribe en el sentido de que habló de que gobiernos extranjeros estarían detrás de la financiación de candidatos en el país, señaló que lo que busca es demeritar y resquebrajar la alternativa de poder que hoy constituye en el país el Polo Democrático haciendo insinuaciones, “pero todos saben a quién se refiere”.

La ex secretaria de Gobierno de Bogotá dijo ser partidaria de “transitar por gestos y procedimientos que conlleven a la paz verdadera de nuestro país”, aunque también de que se debe tener una “actitud firme” frente a los violentos. Hoy, a las 12:00 del mediodía, Petro y López Obregón inscribirán su candidatura.