“Odio el protocolo”: Alicia Eugenia Vargas

La directora general de los IX Juegos Suramericanos da su parte de victoria.

Alicia Eugenia Vargas lideró las justas que culminaron anoche con triunfo para Colombia, loas a Medellín y el anuncio de que ella es la primera colombiana escogida para el Comité Organizador de unas Olimpiadas, las de Río de Janeiro.

¿Qué fue lo que más le gustó de los Suramericanos que terminaron el martes con el título para Colombia?

La participación de la ciudadanía. Siempre habíamos querido que fueran unos Juegos con contenido social y eso fue lo que más me gustó. La ciudadanía masivamente acudió a los escenarios y con cultura deportiva.

¿Qué la hizo sufrir?

El acuerdo de tantas voluntades. Poner de acuerdo a ocho municipios y a Medellín, eso fue lo que más me preocupó.

¿Qué impresión le dejó la ceremonia de inauguración?

Espectacular, sufrí mucho, porque fui cuestionada por no prestar el estadio Atanasio Girardot para el partido, pero una vez estuve en la inauguración, dije: “Valió la pena”, porque fue una inauguración que demostró que Medellín es una ciudad que se transforma y que tiene liderazgo internacional.

¿Y de la clausura de anoche?

Completamente distinta, pero igual de emocionante, espectacular.

¿Cree que cumplió?

Cumplimos en equipo. Cumplió Medellín, Antioquia, Colombia y todos los seres humanos que estuvimos allí trabajando.

¿Qué cree que faltó?

Creo que es el primer evento, es un equipo joven, estamos aprendiendo. Es posible que haya muchas cosas por mejorar. Estamos ya en el período de evaluación, pienso que faltó un poco más de coordinación entre Medellín y las subsedes.

¿Cuál fue la mayor dificultad?

Los medios de comunicación.

¿Su mayor satisfacción?

La alegría de todos los ciudadanos y del país con lo que se hizo.

Con qué se queda, ¿con el deporte o con la dirigencia?

Soy hoy dirigente, pero mi corazón es de deportista, porque lo que soy se lo debo al judo y a mi familia.

¿Esperaba pasar a la historia?

Pues creo que hoy me siento feliz, pero no trabajé para pasar a la historia, trabajé por un interés colectivo.

¿Quién la ayudó?

Me ayudaron muchos seres humanos, hombres y mujeres (Esperanza, Juan Diego, Alejandra, Clemencia, César, Pacho, Emma y Mauricio Pinzón, mi director deportivo), todos me ayudaron, un beso para todos y creo que fueron los que hicieron posible todo eso, es decir, no quiero dar más nombres porque creo que me quedarían muchos por fuera.

¿Qué les dice hoy a sus críticos?

Que este país es un Estado Social Democrático de Derecho, que tenemos el derecho a discernir, pero con respeto, y que muchas veces lo han hecho sin argumentos.

¿Qué ganó la ciudad?

Internacionalización, cultura ciudadana y una nueva dirigencia deportiva.

¿Y el país?

La proyección de la posibilidad de traer más eventos y la imagen de un país organizado.


¿Por qué no le gusta el protocolo?

Porque es rígido, porque nos quita sentimientos, porque deshumaniza un poco.

¿Tranquila o malgeniada?

Estoy tranquila, pero soy malgeniada también.

¿Obsesiva?

Obsesiva, mucho. Soy exagerada. Me gusta el orden, que todo salga bien y por eso estoy desde que me levanto hasta que me acuesto haciendo seguimiento de todo.

¿Era el resultado que esperaba?

Sí, era el resultado que esperaba, porque minuto a minuto con mi equipo evaluábamos desde que se levantaba un atleta hasta que se acostaba.

¿El lunar de los Juegos?

Parece ser que la posición de los medios en las zonas mixtas, los fotógrafos, por lo que oí hoy en la rueda de prensa.

¿Lo mejor?

La ciudadanía.

El Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de Río incluyó su nombre en la lista de colaboradores, ¿qué significa eso para usted?

Me siento muy feliz de poder acompañarlos. No pude hacerlo como atleta, pero me voy feliz de hacerlo como dirigente, en representación de Medellín y de Colombia.

¿Cuándo se va a Brasil?

En 2012.

¿Cuál será su aporte para estos Olímpicos?

La propuesta que me han hecho es en la parte administrativa, al frente con Agberto Guimares, en Río.

¿Qué significa ser el primer colombiano designado para una responsabilidad como esta?

Significa que la equidad de género en el deporte y la recreación va avanzando.

¿Qué le gusta?

Me gusta hacer el amor, leer, mi familia, ir al cine y el judo.

¿A qué le tiene miedo?

Ya a nada.

¿Qué sigue para Medellín en materia deportiva?

Los Juegos Olímpicos Juveniles 2018.

Temas relacionados
últimas noticias

Carlos Antonio Niño, un artesano de la ruana

Michael Douglas y la ciencia de la actuación

“Repasando distancias” con Reynaldo Armas