Colombia clasificó a cuartos de final de la Copa América

hace 6 horas

“Colombia sí tiene arreglo”

Jorge Robledo dice que quien más canas le ha sacado ha sido el presidente Álvaro Uribe.

¿Y al fin cuántos votos sacó?

Voy en 154.979, pero al final de cuentas debo pasar de 160 mil, una gran votación.

¿Qué significado político tiene el haber sido el tercer senador más votado?

Muy importante. Muestra que se puede avanzar sin clientelismo, con los argumentos de la izquierda democrática y que Colombia sí tiene arreglo.

¿En dónde estuvo su electorado?

En todas partes: pueblo raso, capas medias y empresarios, votos polistas y no polistas, urbanos y rurales.

¿Cuál fue su estrategia de campaña para salir electo?

Como había cumplido, llegué bien preparado al examen que son las elecciones y ofrecí seguir siendo el mismo.

Vistos los resultados de las elecciones, ¿el Polo Democrático perdió fuerza?

Obtuvimos 900 mil votos, un poco más que hace cuatro años, luego son falsos los comentarios que nos presentan como “hundidos”.

Pero ahora tienen tres senadores menos…

Quedamos en ocho (y cinco representantes), una bancada importante que se sentirá en el país.

¿Qué tan cierto es que el alcalde Samuel Moreno influyó en esa pérdida?

La verdad es que El Polo aumentó sus votos en Bogotá y mantuvimos los tres representantes a la Cámara.

¿Qué batallas dará como senador en los próximos cuatro años?

Denunciaré las corruptelas y defenderé la producción, el trabajo, la democracia y la soberanía.

¿No le incomoda tener a su lado a los senadores del PIN?

En el Congreso no se escogen los colegas. Pero la pregunta sirve para decir que esa es una fuerza uribista, con no pocos pares entre los congresistas de los otros partidos de ese sector, que le pidió a Rodrigo Rivera ser su candidato presidencial y que seguramente apoyará la candidatura de Santos.

¿Vale la pena ser legislador en un Congreso con tan mala imagen?

Hay que juzgar a cada partido y a cada congresista por separado. No hay nadie del Polo en parapolítica. Y allí unas pocas golondrinas sí hacen verano y contribuyen a que en Colombia algún día vuelen millones de golondrinas.

¿Cuánto gana mensualmente un senador?

Demasiado si se compara con el salario mínimo y una ridiculez si se compara con las ganancias de las transnacionales. Y es mucho para mí. Me quedo con lo mismo que ganaba cuando era profesor universitario. El resto va a mis causas.

¿Y será que todos los senadores sí se ganan esa plática con el sudor de su frente?

Algunos trabajan poco. Pero lo peor es que trabajan muy mal, me refiero a que las mayorías deciden contra el progreso del país. Su mejor momento son las vacaciones, porque no legislan.

¿Cuál es la fórmula para luchar contra el ausentismo?

Elegir congresistas que sí asistan. Nadie puede aspirar a votar mal y a que gobiernen bien.

Petro presidente, ¿más lejos qué cerca?

Respaldé a Carlos Gaviria en la consulta, pero la ganó Petro. Y creo que en el Polo debe haber palabra de gallero. Luego estoy respaldando en serio esa candidatura.

¿Qué debe hacer Petro para llegar a la Casa de Nariño?

Explicar bien los postulados del Polo, que se conocen poco y son los únicos que pueden sacar a Colombia de su gravísima crisis.

Dicen que es muy raro que haya sido tan lento el escrutinio de la consulta conservadora…

Salieron mal los escrutinios, sin duda. Pero fue peor ver al presidente Uribe aprovechándose para vengarse de quien no le alcahueteó el referendo.

¿Cómo derrotar a un candidato como Juan Manuel Santos?

Si llega a saberse quién es, sacará muy pocos votos. Ayudemos en ese propósito: si Angelino Garzón es de izquierda, como ha dicho Santos, yo soy la reina Isabel.

¿Qué opina del Partido Verde?

Que no es verde, porque es neoliberal. Es importante la forma como se consiguen los votos, pero también qué programa se defiende.

¿Le suena una alianza Polo-liberales-verdes?

Si es para el progreso del país, puede ser. Si es para gobernar mal, con tratados de libre comercio y bases militares gringas, por ejemplo, no.

¿Cómo mantiene las canas?

Se mantienen solas.

¿Y quién le ha sacado más canas?

Álvaro Uribe, que hace daños 18 horas diarias. Colombia terminó por añorar a los presidentes que gobernaron igual de mal, pero de 9 de la mañana a 2 de la tarde.

El mejor consejo que les ha dado a sus hijos.

Espero ser un buen ejemplo.


Su libro de cabecera.

Más de uno.

La corrupción política, ¿un mal sin solución?

Depende de la gente. Los países no cambian cuando cambian los dirigentes sino cuando cambian los pueblos y estos cambian a los dirigentes.

Una frustración.

Ninguna. Pero espero ver cambiar a este país.

La mejor inversión de su vida

Mis hijos.

Lo más tolimense que tiene.

Los mejores recuerdos. Pero también soy muy manizaleño, porque también se es de donde se lucha.

Cuál fue su aporte al Movimiento Obrero Independiente y Revolucionario (MOIR)

Le he dedicado buena parte de mi vida, porque sus ideas (hoy las del Polo) pueden sacar a Colombia adelante.

Un recuerdo de su época como concejal de Soacha.

De sus trabajadores espero haber aprendido la firmeza de carácter.

¿Usted cree que este año sí sale el TLC con Estados Unidos?

No. Este gobierno terminará en eso derrotado.

Su lucha.

Cambiar profunda y democráticamente a Colombia.

A quién va dirigida su crítica.

A quienes no aman el país y lo gobiernan mal pero eximiéndose de las consecuencias de sus decisiones, porque separan su suerte personal de la de la nación.

Y por qué dejó la docencia.

Me sacó de ella el exigente trabajo en el Congreso. Y lo lamento. Pero como senador he tenido el gusto de haber sido invitado a casi todas las universidades del país.

Era un profesor cuchilla.

Fui una “madre”: cuidadoso al explicar y justo al calificar.

El debate que más recuerda.

El de Agro Ingreso Seguro, que prueba que los debates sí sirven.

El más acalorado.

También con Andrés Felipe Arias, quien se puso como un energúmeno porque dijimos que no aceptábamos que presidiera la Comisión Quinta un senador que había sido sancionado por parapolítica por su partido, el Conservador.

Cómo ve la situación del agro en el país.

Muy mala. Un país que puede ser autosuficiente está importando diez millones de toneladas de productos del agro. ¡Y sin TLC! El de la Unión Europea reventará a los lecheros y el de Estados Unidos, a los arroceros, entre otros males.

Y al fin en qué quedó lo del ‘parauribismo’.

Desde el principio se confirmó que era más exacta esa palabra que parapolítico, porque más del 80 por ciento de los encartados son uribistas. También precisé que ella no se refería a todos los uribistas.

Un político admirable

Francisco Mosquera, el fundador del MOIR.

Uno nefasto

Incontables. Pero Uribe es el peor, por su enorme capacidad de engaño.

El mejor presidente que ha tenido el país.

En el siglo XX, ninguno.

¿Por qué le dio por meterse en la política?

De estudiante descubrí que Colombia era un desastre de atraso productivo y científico, desempleo, pobreza, corrupción, concentración de la riqueza y violencia, igual que hoy. Y decidí que era mejor bregar a cambiar el país que dedicarme conseguir plata.

¿Y dónde dejó la arquitectura?

Durante 26 años fui profesor de tiempo completo en la Universidad Nacional de Colombia, Sede Manizales. Y fui juicioso. Me gané casi todas las distinciones que la Nacional les otorga a sus docentes.

¿Pero alcanzó a construir la casa del perro?

Solo construí mi casa. Y todavía me lamento. “Te he de ver construyendo”, sentencian en China.

¿Canas o ganas?

Canas y ganas.

 

últimas noticias

Vale Guinard, la nueva promesa del pop urbano

Karina Shalá, tocando fibras con la música

Taliana Vargas está de moda