'Hay indicios de que el Alcalde es corrupto': Carlos Vicente de Roux

El cabildante asegura que el informe de la Comisión de Seguimiento a la Contratación es sólido.

Sigue la crisis política más grande que ha vivido Bogotá en los últimos tiempos. Al finalizar la tarde, la Corte Suprema de Justicia anunció que investigará preliminarmente al senador Iván Moreno, hermano del alcalde Samuel Moreno, por las denuncias hechas en su contra por la Comisión de Seguimiento a la Contratación Distrital (integrada por el ex candidato Gustavo Petro, el senador Luis Carlos Avellaneda y el concejal Carlos Vicente de Roux), además de las formuladas por Miguel Nule, una de las cabezas del Grupo Nule. El senador instauró, también ante el alto tribunal, una demanda en contra del senador Avellaneda por injuria y calumnia.

A su vez, el personero Francisco Rojas Birry, investigado por presuntos nexos con la captadora de dinero DMG, anunció que la entidad que preside también investigará el denonimado carrusel de la contratación.

Mientras tanto, el concejal Carlos Vicente de Roux, del Polo, aseguró que el informe presentado por la comisión contiene indicios serios que debieron haber sido tenidos en cuenta por la administración distrital.

¿Cómo le pareció la defensa del Alcalde ayer (viernes) en la mañana?

Creo que el Alcalde desaprovechó una oportunidad que tenía para darle un manejo adecuado a esta crisis: coger el toro por los cachos y decir “Bueno, hay unos informes, con los que en general estoy en desacuerdo, pero los voy a estudiar”. Él, de entrada, calificó el informe como un documento que no aportaba pruebas y que estaba inspirado en el propósito de hacerles daño a él y a su familia, que era un complot en su contra. Siento que el Alcalde se puso una máscara, porque él sabe que en la ciudad hay problemas graves de corrupción y salió a decir que aquí no pasa nada y se cumple la ley. Se le olvidó que los indicios también son pruebas. Posiblemente no plenas pruebas, aunque hay sentencias judiciales que se han basado solamente en indicios. Recuerde que Petro le propuso hace unos meses que creara una comisión de lucha contra la corrupción en la ciudad y que se pusiera él, como mandatario, a la cabeza. No lo hizo.

¿Las declaraciones del Alcalde son una negación de la corrupción?

Sí, es como un papá que dice, cuando le cuentan que el hijo está consumiendo drogas, que es un complot contra el buen nombre de la familia. Tapa el problema, pero el problema sigue ahí y la gente lo sabe. Eso sigue carcomiendo a la administración y de paso continúa erosionando al Polo. Lo que hay que hacer, como padre responsable, es poner la cara, a menos de que uno sea cómplice y esté tan untado que no tenga otra posibilidad que asumir esa línea de ocultar el problema.

¿Por qué cree que el Alcalde no tomó las medidas que usted sugiere?

Para mí, eso es lo que más claramente lo compromete. Fíjese, ese es un indicio muy fuerte contra el Alcalde: que cuando Petro lo llama y le dice que encontró indicios en el tema de la corrupción en Bogotá y le pide que cree una comisión que lidere él mismo, el Alcalde lo que contesta es “ponga las denuncias ante las instancias pertinentes”. Por supuesto, eso no quiere decir que el Alcalde sea corrupto, pero es un indicio que compromete su responsabilidad. Hay un enfoque típico de los corruptos y es que cuando usted habla de que están robando, el corrupto le dice que ponga la denuncia en la Fiscalía, porque saben que el Poder Judicial trabaja con estándares de plena prueba y los corruptos se cuidan de no dejar rastros de esos delitos. O sea, a los corruptos les conviene llevar las cosas al terreno penal.

Lo que dicen el Alcalde y su hermano, el senador Iván Moreno, es que ustedes no presentaron pruebas…

Miremos eso con cuidado. Primero, el tema de las suspicacias. Es de la lógica de la corrupción, como decíamos ahora, no dejar plenas pruebas. Entonces, las alertas sobre la corrupción toman la forma de las preocupaciones de la gente. Le doy una referencia sobre la importancia de atender esos elementos: el Banco Mundial dice que hay que prestarle atención a la ciudadanía cuando ésta señala que determinados funcionarios tienen fama de recibir sobornos: esa es una alerta temprana fundamental. Un alcalde que fuera líder diría que se va a trabajar sobre eso.

Entonces, ¿usted cree que el Alcalde es corrupto?

Pues, por lo menos, es una persona que falta a su deber, que es combatir la corrupción y tomar permanentemente medidas contra el fenómeno. Nosotros en ese informe no tenemos plena prueba de que una persona que mencionamos mucho, como el Alcalde, haya robado o haya recibido comisiones. Por eso jamás vamos a decir que robaron o que son unos pícaros. Yo le diría dos cosas: todo esto es plena prueba de una grave irresponsabilidad, de que el Alcalde falta gravemente a sus deberes y, segundo, es un indicio fuerte de que es corrupto.

Clara López ha dicho que estos son problemas internos que debieron haberse resuelto dentro del Polo…

Tiene toda la razón. Pero el sector nuestro varias veces propuso que se discutiera el tema de la contratación y el comité ejecutivo no lo hizo y se cerró a toda posibilidad. 

¿Qué cree que va a hacer el Polo?

Pues, yo veo que es muy improbable que el Polo haga lo que tiene que hacer: estudiar el informe con mucha seriedad, pedirnos más información, buscar pruebas de oficio, escuchar a la ciudadanía. 

¿Se va a ir del partido?

Esta pelea la doy desde el Polo. Esta es mi casa. La poca política que he hecho, la he hecho ahí.

Algunos  le endilgan la responsabilidad de lo que está pasando a la administración pasada de ‘Lucho’ Garzón…

Es que a ‘Lucho’ le cae parte de esta responsabilidad. Primero, por haber metido el Transmilenio por la 26, donde no lo necesitábamos. Ahora, ‘Lucho’ se resistió a contratar esas obras, pero al final de su mandato le dio la orden a la directora del IDU (Instituto de Desarrollo Urbano), Liliana Pardo, que contratara eso a como diera lugar. Pero un contrato no es solamente un documento que se suscribe, sino toda la ejecución.

¿Se lanzaría a la Alcaldía?

Yo tenía mucha ilusión de una precandidatura en el Polo. Pero, a la luz de estos acontecimientos, no me parece muy elegante y estético que después de presentar este informe, al día siguiente me lance a la Alcaldía. La gente va a decir que me puse en la vitrina pública solamente para ser alcalde. No me parece estético.