“No son desplazados”

Para definir el futuro de los indígenas embera katío de Chocó, que llegaron a Bogotá en días recientes, la viceministra del Interior, María Isabel Nieto, quien tiene a su cargo los grupos étnicos, se reunió ayer con miembros de los ministerios de Educación, Agricultura, Cultura y Defensa, la Gobernación del Chocó, la Procuraduría y representantes indígenas.

Nieto explicó a El Espectador la situación de estos indígenas y los acuerdos establecidos.

¿Cuántos emberas llegaron a Bogotá recientemente?

Primero arribó un grupo de 101, estos días llegaron más y ya son 143, de los cuales 107 son niños y 36 adultos de la comunidad de Conondó, resguardo de Thamí (Chocó).

¿En qué condiciones se encuentra esa población?

Está muy bien. En El Tunal, al sur de Bogotá, ha recibido alimentación, atención nutricional por parte del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), y recreación.

¿Fueron reconocidos como desplazados?

No lo son. Se comprobó que en la zona hay presencia del Ejército, pero actualmente no hay combates, aunque sí los hubo en el pasado. Los indígenas dicen que los militares hacen retenes donde no les permiten pasar con los alimentos, pero ese tema será revisado por la oficina de derechos humanos del Ministerio de Defensa.

Pero entonces son desplazados no por el conflicto, sino por las condiciones de pobreza.

Sí son condiciones de pobreza, pero ellos señalaron que no son mendigos; sin embargo, en Pereira hay mendicidad por parte de algunos miembros de esa comunidad. Eso es grave para los indígenas, quienes en sus leyes castigan la mendicidad.


¿Qué busca este grupo en la ciudad?

Una solución. Como lo hacemos con cualquier comunidad, creemos que es importante detener esta situación antes de que lleguen más miembros. Los indígenas deben entender que no es necesario venir a Bogotá para ser atendidos.

¿Qué ha pasado con ellos?

Tuvimos una reunión para evaluar la situación de esta comunidad y la eficacia de algunas entidades en el territorio. Hicimos unos acuerdos. Se concluyó que en el tema de salud hay que dotarlos de agua, médicos y acueducto. Se hará seguimiento a los recursos invertidos. En educación revisaremos el sistema general de participaciones, la oferta de escuelas y maestros. El Ministerio de Agricultura estudiará la calidad de los suelos que al parecer no son cultivables.

Si ya hicieron el acuerdo, ¿cuándo volverán a su región?

El trato fue instalar una mesa técnica para cuantificar qué, cómo y cuándo vamos a invertir en esa comunidad. Por lo pronto, ellos han dicho que se van de Bogotá sólo cuando sepan el futuro de los compromisos adquiridos. Lo importante es hacer seguimiento, mirar que los recursos existen y tratar de que se inviertan como debe ser. Aún no hay cifras de los recursos que vamos a destinar.

¿Qué ha pasado con los recursos del Chocó?

Efectivamente, se les han enviado los recursos, pero como se sabe, por problemas de manejos pasados éstos no han llegado. Por eso, en esta reunión sugerimos respetuosamente capacitaciones para que orienten bien la inversión de los recursos. Tenemos entendido que en este momento, por ejemplo, se están usando dineros en tejas de cinc, no sé si en ese caso están bien o mal.

¿Qué pasará con ellos?

El Gobierno tiene toda la voluntad de apoyar su regreso a Conondó (Chocó) en condiciones dignas, eso pasará luego de los acuerdos de las mesas de trabajo. No hemos definido su regreso, ese es el plan que debemos trabajar.

Temas relacionados