‘García’, en cartelera nacional

Margarita Rosa y Damián Alcázar, los dos protagonistas de la película colombiana dirigida por José Luis Rugeles, hablaron con <strong>El Espectador</strong>.

Los barrios Bachué, La Soledad, San Fernando y el centro de Bogotá fueron los telones de fondo para esta nueva producción colombiana llamada García. Además de los escenarios y la ambientación, los personajes darán un tono local muy particular en esta historia que resulta universal.

José Luis Rugeles, más conocido como Chepe, tiene el oficio que da el entrenamiento diario de los comerciales, el dominio de la técnica y el ojo aguzado para darle una factura de altura y una buena dirección a esta película. A pesar de que es su primer largometraje, su conexión con el cine ha estado desde siempre, y de la mano del guionista Diego Vivanco trajeron a la realidad esta historia singular que se inspiró en el celador del edificio del director. Júber Rivera, un bogotano de 30 años que se dedica a velar por la seguridad de los inquilinos, fue la persona de la que partió Vivanco para darles cara a la bondad y a la inocencia de García. Como coincidencia, Rivera tenía una fijación con Margarita Rosa de Francisco, quien interpreta a Amalia, la esposa de este celador que equivocadamente da la vida por su amor. Dentro de su propio universo, cegado por sus propias convicciones, García no se da cuenta de que en el intento de darle una buena vida a su pareja genera todo lo contrario. Un día, Amalia desaparece, haciéndole honor al dicho popular, billetera mata a galán, y en el intento de encontrarla se adentra en una aventura con su compañero Gómez.

Damián Alcázar, uno de los actores del nuevo cine mexicano, quien también participó en las producciones colombianas Satanás, en la gran pantalla, y en la televisión con Kdabra, es el encargado de prestarle la piel al celador García y de compartir set con Margarita Rosa.

El Espectador habló con ella acerca de este nuevo proyecto en el cine después de su rol en Paraíso Travel.

Es una coincidencia o es un propósito aceptar papeles que la saquen del “canon” de belleza? (‘Paraíso Travel’, ‘Kdabra’, ‘García’).

Creo que ni siquiera pienso en lo que tú llamas canon de belleza. De los personajes me llama la atención su psicología, me interesa su emocionalidad.

¿Qué fue eso que la cautivó para haber aceptado el papel en ‘García’?

Me cautivó el guión y su director José Luis Rugeles (Chepe). La forma como tenía concebida la estética y la puesta en escena. El personaje me atrajo porque es una mujer rara, indudablemente perversa. Nunca había hecho un personaje así y me picó la curiosidad.

¿Cómo fue el proceso creativo para interpretar a Amalia?

A mí me gusta que el director me guíe. No soy una actriz de esas que llegan con diferentes propuestas. Me gusta dejarme llevar. Las propuestas que hago ocurren en el momento y creo que inconscientemente. Hicimos muchos ensayos con Chepe, hasta que él estuvo contento con lo que salía.

¿Qué le dejó este personaje, de qué manera la tocó?

Es un personaje con un alma miserable. Quise recrear ese aspecto con toda libertad. El actor a la larga lo que hace es recrear un momento humano y, de hecho, lo que más humaniza a los personajes son las áreas menos virtuosas.

¿Qué destaca de la dirección de José Luis Rugeles, teniendo en cuenta que es su primer largometraje?

Que no duda. Y si lo hace es porque las opciones que tiene son sólidas. Tiene mucha creatividad y mucho de dónde escoger. Huye de las ideas preconcebidas, corre riesgos, me fascina la estética que maneja, es sencillo y claro. No se complica haciendo más de la cuenta en cuanto a sus puestas en escena.

¿Qué fue lo que más aprendió de Damián Alcázar?, ¿cómo fue la relación durante el rodaje?

Trabajar con Damián es un placer absoluto. Da gusto verlo en escena, prepara sus personajes con una meticulosidad casi intimidante, es supremamente calmado, armonioso y expresivo dentro del minimalismo gestual de sus caracterizaciones.

Cuando ve la película, ¿qué siente? ¿Cómo la ve?

La película es inteligente, pero su guión no me parece pretencioso. Corre fácil, entretiene, es divertida y muy, muy colombiana. Eso es lo que más me gusta.

¿En qué proyectos se encuentra en estos momentos?

Estoy retomando los ensayos de A solas, mi espectáculo unipersonal que comienza temporada el 8 de septiembre en el Teatro La Castellana. En esta obra combino la actuación, el canto, el baile, el diálogo directo con el público e imágenes de video donde proyecto material de archivo como apoyo de lo que voy contando. El concepto de video es dirigido precisamente por José Luis Rugeles, a quien le pedí que formara parte del equipo de A solas después de que trabajamos en García. ¡Tanto así admiro su trabajo!

 

últimas noticias

Coleccionista de imágenes

Las formas de un arte espiritual

Arrendado

La pureza de lo artesanal