‘Restos por partes’

Una instalación coreográfica que plantea el problema del movimiento y cómo éste se articula en diferentes áreas del arte.

Acercarse a la obra del colombiano Pedro Gómez Egaña puede parecer un juego de niños. Un carrito recorre un espacio halado por un hilo y durante su trayecto caen asteroides, se abre la tierra hecha de papel para que salga una especie de dinosaurio volador y finalmente cae a un abismo. Como en un pasatiempo infantil, casi como una puesta en escena de marionetas manejadas por hilos desde arriba, esta performance de objetos llamados Partes por restos se presenta en La Residencia puntualmente a cierta hora como si se fuera al teatro.

Todo esto se hace con mecanismos domésticos muy simples, que trabajan individualmente al mismo tiempo, usando un motor, hilos e imanes. Toda la instalación trabaja con la gravedad; los motores no halan, ni empujan nada, sino que sueltan pesos y poleas y manipulan el movimiento para que sea denso y tenga una cualidad. El resultado es una coreografía de dibujos.

Gómez Egaña le ha dado la vuelta al arte y al mundo, y ha entrado por algunas de sus puertas. Fue músico de violín desde los ocho años, después se volvió compositor, luego estudió performance en Inglaterra y acaba de terminar su maestría en artes visuales en Noruega.

Su trabajo como artista es una síntesis de lo que ha sido y en lo que ha incursionado. El cruce de la música, del performance y de las artes plásticas explica su propuesta. Ésta indaga en el terreno de la plástica sobre el movimiento, propio del performance, y sobre el ritmo y el pulso, propio de la música.

En Partes por restos sale a relucir la relación del ser humano con los accidentes, con las situaciones trágicas de la naturaleza y el miedo que transportan estas calamidades tan mediatizadas. Un rayo, un asteroide, un terremoto, todas esas acciones naturales que llegan sin aviso se traducen también en la forma de una obra hecha con elementos frágiles que crean un nivel de riesgo y una tensión muy alta, todo bajo la mirada naïf de un niño.

 Este trabajo dura 12 minutos y funciona como un evento teatral. Hora 6:00 p.m. y 8:00 p.m. el jueves 27, viernes 28 y sábado 29 de agosto. Esta  exposición no estará abierta fuera de las horas de la performance. La Residencia, carrera 17 N° 39-42. Tel: 287 42 45.

Temas relacionados
últimas noticias