“Nunca me retiré de la selección”: Juan Pablo Ángel

El delantero del Red Bulls está en Argentina y aprovechó para hablar del equipo de Lara.

Hay que cruzar 50 kilómetros de cemento para llegar a Pilar. A un costado de la ruta Panamericana, la autopista más importante del país, surge el Country Mapuche, un barrio tan privado como acomodado. Y puertas adentro, un paraíso verde de 105 mil metros cuadrados. Allí, con el cielo celeste como nunca en este verano abrasador, se entrena New York Red Bulls. Lejos del invierno norteamericano, Argentina fue el lugar elegido por el subcampeón de la Major League Soccer para realizar la pretemporada. Con un colombiano como protagonista excluyente: Juan Pablo Ángel, el goleador de 33 años.

¿Qué sensación le dio reencontrarse con algunos viejos conocidos?

El único compañero que me encontré fue Marcelo Gallardo. Vi gente que conocía desde los tiempos en que jugaba en River. Me da mucho gusto cruzarme con ellos y es un orgullo volver a verlos.

¿No le gustaría regresar?

Como gustarme, me gustaría. Siempre quiero volver. Cuando uno vive una experiencia tan especial como la que viví yo con River, pues obviamente que los recuerdos son buenos y las ganas de volver, intensas. Pero se tienen que combinar una serie de factores. La realidad es que hoy tengo un contrato con el Red Bulls.

En la MLS

Ángel es una de las figuras de la MSL desde que llegó en 2007, de la mano de Bruce Arena, después de siete temporadas en el fútbol inglés. En su primer año en suelo norteamericano, el goleador batió varios récords locales y generó una especial rivalidad con David Beckham, figura de Los Ángeles. Lejos de polemizar, Juan Pablo destaca la importancia de este futbolista en la liga: “Él produjo un cambio grande. Porque si uno quisiera encontrar un jugador que generara lo mismo que Beckham, es imposible”.

¿Se le extraña ahora?

Todavía no, porque la Liga no ha empezado. Ahora hay que ver cómo se resuelve su situación personal, pero si no llega a estar, seguro que se le va a extrañar.

¿Beckham es un gran jugador o notable producto de ‘marketing’?

Está jugando en el Milan. Si fuera un mal jugador, seguro que no hubiera ido al fútbol italiano.

Lara, acá estoy

Con la selección debutó en EE.UU. el 1º de noviembre de 1996, en un amistoso ante Honduras. Eran tiempos en los que su fútbol había explotado en Nacional y ni por asomo imaginaba que, hoy por hoy, sería una de las figuras de la MSL. El tiempo pasó y hace ya tres años no se viste de tricolor. Su última vez jugando para Colombia fue el 12 de octubre de 2005 ante Paraguay. El equipo ganó 1-0, pero no le alcanzó para clasificarse al Mundial de Alemania. Con nueve goles en 33 partidos, Angelito extraña —y se extraña— por no integrar el equipo.

¿Por qué cree que no lo han vuelto a llamar?

Esa es una pregunta que no es para mí, sino para los técnicos que pasaron en los últimos años. Yo formé parte de un largo proceso y apareció una generación nueva, con jugadores consagrados que van a llegar con una edad ideal para disputar el Mundial.

Pero, ¿no le gustaría volver?

Yo nunca me retiré de la selección. Desde lejos la apoyo, porque quiero a mi país, pero también soy consciente de que los procesos empiezan y terminan. Y es evidente que el mío está terminado.

¿Tan terminado lo siente?

Las ganas siempre las tengo. Me considero útil. Pero no depende de mí. Si sucediera y me citan, veré que decisión tomo.

¿Habló con Lara en estos últimos tiempos?

No, para nada. No he tenido ningún contacto.

Iván Valenciano, que también pasó por Argentina por estos días, dijo que la selección necesita un técnico con más experiencia, ¿qué opina?

No sé cómo trabaja Lara. Obviamente, uno conoce cómo le ha ido en las inferiores. Pero también es injusto cuestionarlo. Mientras los resultados lo avalen, nadie va a cuestionar su trabajo. Después, si no nos clasificamos, seguro le caerán encima.

¿Por qué cree que la clasificación de Colombia está pendiendo de un hilo?

Si me habla del grupo, pienso que tiene un buen plantel. Material hay para hacer una gran campaña. Pero no hay que decir que las esperanzas se acabaron, porque todavía hay posibilidades matemáticas. Lo que sí me da la sensación es que no es bueno estar cambiando de técnico.

Si se juntan todos los jugadores de Colombia, se puede armar un gran equipo porque son participantes de las mejores ligas del mundo. Es evidente que algo falla, ¿no?

Por nombres, no sólo en este proceso, sino también en los anteriores, todos son jugadores consagrados. Si nos guiáramos por eso, entonces debería habernos ido mucho mejor. Pero con apellidos no alcanza. También se necesita una buena organización.

¿Radamel Falcao es su sucesor?

Es un gran jugador, está haciendo goles, atraviesa un gran momento en una institución en la que todo lo que haga tendrá una trascendencia enorme. A la distancia, yo lo sigo y le deseo lo mejor. Ojalá que este año sea en el que finalmente explote en toda su dimensión y pueda ganar el campeonato con River.

De los delanteros colombianos de la actualidad, ¿cuál es el que más le gusta?

Falcao es uno de los que más me gustan. Es corajudo, hace goles, me encanta cómo juega.

Temas relacionados