Fiebre de golf en Bogotá

Este jueves comienza el Pacific Rubiales Open en el Country Club.

El martes Camilo Villegas hizo realidad un sueño que tenía desde febrero de 2005, cuando jugó su primer torneo del Nationwide Tour, en Panamá.

El colombiano, quien se acababa de graduar como administrador de empresas de la Universidad de Florida y buscaba su carné para ingresar al circuito de la PGA, imaginó que algún día su país podía ser sede de un evento de esa magnitud.

Por eso el martes, al ingresar al Country Club de Bogotá, sus ojos se aguaron cuando vio las pancartas de bienvenida al Pacific Rubiales Bogotá Open, presentado por Samsung y Comcel, el primer torneo del Nationwide Tour que se realiza en Suramérica y, sin duda, uno de los eventos deportivos más importantes en la historia del país.

“Tocamos las puertas de la PGA durante cuatro años y finalmente lo conseguimos. Fue un camino largo y difícil, pero lo hicimos realidad”, dijo emocionado el golfista antioqueño, de 28 años de edad.

“Es que no se trata simplemente de golf, sino de la imagen del país. Que muchos extranjeros vengan y se den cuenta de que Colombia es un lugar increíble”, agregó Villegas en la rueda de prensa previa al Juan Pablo Montoya Celebrities, torneo de exhibición de un día en el que la fundación Fórmula Sonrisas, patrocinada por el piloto colombiano, promocionó sus actividades.

“Es magnífico tener a dos personajes como Camilo y Juan Pablo vinculados a nuestro evento. En el Nationwide y el PGA Tour organizamos torneos que son más que eventos deportivos. En nuestras actividades apoyamos causas sociales que les cambian la vida a muchas personas”, destacó Bill Calfee, presidente del Nationwide Tour, quien contó que en el campeonato que comienza el jueves participarán 132 de los mejores jugadores del mundo, entre ellos 27 ganadores de títulos en la PGA.

La presencia de Villegas y Montoya conmocionó al Country Club, sobre todo cuando el golfista compartió una amena charla con cerca de 100 niños.

“¿Qué se siente ser el segundo jugador del mundo?”, le preguntó un pequeño, generando una tremenda carcajada en el antioqueño. Tampoco faltó quien le preguntara qué come, cuánto gana y por qué juega al golf. Interrogantes que Villegas respondió con amabilidad antes de salir a jugar su ronda en el Pro-Am.

Después de dos agitados días en Bogotá y tras haber cumplido su misión social y publicitaria, Camilo y Juan Pablo regresarán este miércoles a Estados Unidos, en donde competirán este fin de semana.

En Colombia, entre tanto, la fiebre del golf seguirá contagiando a los amantes del deporte, orgullosos de tener ahora un nuevo torneo de talla mundial.

Temas relacionados