Colombia desautoriza a Daniel Ortega

El nuevo canciller, Jaime Bermúdez, informó que enviará una nota de protesta a Nicaragua.

Después de que el diario La Prensa, de Nicaragua, revelara que ‘Alfonso Cano’, jefe de las Farc y una delegación de ese grupo ilegal llegaría al país centroamericano, comenzaron a correr nuevos rumores acerca de la presencia del líder guerrillero en Cuba, país del que habría salido ayer en la noche rumbo a Nicaragua. Fuentes extraoficiales le confirmaron a periodistas de ese medio centroamericano que Cano se encontraría en La Habana a la espera de un encuentro con el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega.

Fuentes de la embajada colombiana en Cuba, aseguraron a El Espectador que, “no tenían ningún conocimiento de este tema y que el embajador en La Habana,  Julio Londoño Paredes, estaba rumbo a Bogotá para conocer al nuevo Canciller, Jaime Bermúdez”.

Y fue precisamente el nuevo Ministro de Relaciones Exteriores de Colombia quien rechazó este encuentro entre Ortega y las Farc. Según dijo Bermúdez durante el acto de posesión en el Palacio de San Carlos, “Colombia rechaza el tratamiento de hermanos que le da Nicaragua a las Farc”.

Bermúdez aseguró que en las próximas horas enviaría una nota de protesta oficial a Nicaragua. “El gobierno colombiano no autoriza ni avala gestión alguna que pretenda adelantar el presidente Daniel Ortega en relación con las Farc. Esto constituiría


violación al principio de no injerencia en asuntos internos de los Estados. Toda gestión que se haga tiene que contar con la aprobación del gobierno colombiano”, son los términos de la nota diplomática.

De acuerdo con informaciones políticas publicadas por medios nicaragüenses, la delegación del secretariado de las Farc asistirá a la celebración del vigésimo noveno aniversario del triunfo de la revolución, el próximo sábado 19 de julio y en ese encuentro aprovecharían para hablar “de paz” con el presidente Ortega.

El mandatario nicaragüense respondió a una invitación formulada hace algunos días por las Farc en la que lo invitaban a dialogar. En su respuesta, Ortega aseguró que “tenemos toda la disposición de apoyar una iniciativa seria y necesaria a favor de la paz en Colombia”.

“Le respondemos a los hermanos de las Farc que sí estamos dispuestos a conversar, estamos dispuestos a dialogar para aportar a la paz en Colombia”, dijo. Según el mandatario, “se está a tiempo y este es un buen momento para trabajar en una propuesta de paz”.

Aseguró que el Gobierno de Colombia debe admitir la formación de un grupo que actúe como testigo, apoyo o garante de los acuerdos que se puedan ir tomando en un proceso negociador con los movimientos guerrilleros colombianos y en particular con las Farc. Ortega insistió en que se ha impuesto la tesis del Gobierno de Colombia de que la solución en ese país es militar, y recordó que ante esto le ha dicho a su colega Uribe que se equivoca al señalar que van a liquidar a las Farc.

El Espectador intentó comunicarse con la primera dama de Nicaragua, Rosario Murillo, pero no obtuvo ninguna respuesta. En las embajadas de Cuba y Nicaragua, en Bogotá, tampoco tenían conocimiento de la “inminente” llegada de los guerrilleros a Managua.

La Prensa también aseguró en el artículo publicado ayer que en el Aeropuerto Internacional Julio César Sandino, de Managua, las autoridades de inmigración esperaban la llegada de un vuelo en el que vendrían los miembros de las Farc.

Temas relacionados