UE no sancionará a Irán, por ahora...

Mientras que Inglaterra anunció congelación de cuentas bancarias iraníes, la Unión Europea dice que no se apresurará con las sanciones.

Después de una semana en que el presidente George Bush no ahorró aliento para exhortar a sus aliados europeos a endurecer su posición frente al programa nuclear iraní, la Unión Europea anunció ayer que aún no contempla la aplicación de más sanciones económicas a Teherán.

El anuncio de la portavoz del alto representante de la UE para la Política Exterior, Javier Solana, se dio simultáneamente a la visita de Bush a Inglaterra. Durante ésta el primer ministro británico, Gordon Brown, anunció que su país sí aplicará sanciones en el sector petrolero y energético, y congelará los activos en el exterior de la principal entidad financiera iraní, el Banco Melli.

Pero Solana, como representante de la política exterior de los 27 Estados de la Unión, ha sido más precavido en sus anuncios. Su oficina adelanta, desde hace semanas, un proceso de acercamiento al gobierno iraní de Mahmud Ahmadineyad, e incluso la semana pasada viajó a Teherán, donde sostuvo reuniones que, en sus palabras, “fue mejor de lo que esperaba”.

Irán adelanta desde hace años un programa de enriquecimiento de uranio, que lo llevaría eventualmente a tener la capacidad de construir una bomba atómica. Pero sus líderes, el alto dirigente espiritual ayatola Alí Jamenei hasta el presidente Ahmadineyad insisten en que su programa tiene fines civiles y que sólo aspira a desarrollar poder energético.

Pero la secrecía que circunda al programa nuclear iraní y la hostilidad de sus gobernantes hacia los organismos multilaterales y de control, han motivado a que las Naciones Unidas, Estados Unidos y Europa apliquen sanciones y bloqueos menores como estrategia para llevarlos a una mesa de negociación. Hasta ahora, sin embargo, esto no ha sido posible.

Para algunos analistas, las posiciones condescendientes de China y Rusia en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas han impedido que se imparta desde este organismo las sanciones suficientemente doblegantes para llevar a Irán a ceder en las negociaciones. Por su parte, los intentos de conversación, entre el grupo de los seis (los miembros del Consejo de Seguridad más Alemania) y el gobierno de Ahmadineyad, no han logrado llegar a buen término.

La semana pasada, la canciller alemana, Ángela Merkel, y el presidente francés, Nicolás Sarkozy, reconocieron la necesidad de endurecerse frente a Irán, en caso de que las negociaciones que buscan ponerle freno a su programa nuclear no avancen.

En este caso,  la Unión Europea podría implementar un paquete de sanciones que, como confesaron algunos de sus miembros a la agencia de noticias Efe, ya estaría listo. La Cumbre en la que la UE aprobaría las medidas contra Irán sería al final de esta semana.

Temas relacionados

 

últimas noticias