Por estafa capturan a esposo de congresista Lucero Cortés

Se trata de Manuel Arturo Rincón Guevara, investigado por irregularidades con un negocio de madera en Cali.

A disposición de un fiscal de la ciudad de Ibagué fue puesto Manuel Arturo Rincón Guevara, esposo de la congresista y actriz, Lucero Cortés, quien es investigado por su presunta responsabilidad en el delito de estafa. Rincón fue detenido el jueves en la calle 75 con carrera 9 de Bogotá y trasladado inicialmente a las instalaciones del búnker de la Fiscalía. Es indagado por haber cometido supuestas irregularidades en relación con un negocio de madera con una empresa de la ciudad de Cali.

De acuerdo con fuentes cercanas a la investigación, Rincón fue capturado por una presunta estafa de $180 millones a una  mujer, que  aceptó montar una fábrica de madera cuyo insumo básico era el bagazo de arroz. Según la víctima, la fábrica nunca entró en funcionamiento y el dinero no le fue devuelto.

Aunque el procesado había sido requerido en reiteradas ocasiones, se había negado a comparecer y por ello se ordenó su detención. Sin embargo, no es esta la primera vez en que Manuel Arturo Rincón es requerido por conductas relacionadas con estafa. En su contra existe una sentencia en firme, que fue ratificada por la Corte Suprema de Justicia, relacionada con la venta de varias casas que se encontraban hipotecadas y embargadas. Como si fuera poco, en la actualidad se adelanta cerca de una docena de procesos en su contra por conductas similares.

Por ejemplo, como socio de una empresa conocida como Super 9 Comunicaciones compró minutos a Telecom que luego vendió. Pero al final, al parecer no devolvió los recursos y la deuda se acerca a los $ 4.500 millones. De igual forma, es investigado por apropiarse de US$100.000 que un grupo de empresarios envió desde el exterior para aportar un capital que debía ser entregado a la Comisión Nacional de Televisión, en relación con la empresa Superview.

Pero otro caso por el que ha sido indagado es por la liquidación de la empresa Bima, de la que era propietario, debido a que los acreedores señalan que en el proceso de disolución de la compañía les quedaron debiendo recursos cercanos a los $2.000 millones. También por haber adquirido una compañía conocida como KMS Muebles, que presuntamente nunca pagó.

Otro hecho incómodo por el que se recuerda al hoy detenido empresario Manuel Arturo Rincón se relaciona con la firma Panantel, empresa constituida para prestar servicios de comunicación a la aerolínea Intercontinental de Aviación. En dicha empresa apareció como socio Gabriel Puerta Parra, un oscuro narcotraficante que hoy purga una larga condena en Estados Unidos.

Temas relacionados