"Yo imito, no ridiculizo a los personajes": Hugo Patiño

hace 2 horas

Quéjese en las redes sociales

Desde octubre podrán reclamar a través de internet y a partir de noviembre acumular el saldo no consumido en tarjetas prepago.

A partir de este miércoles los usuarios de telefonía móvil tienen derecho a saber detalladamente cuál es la cláusula de permanencia mínima en una compañía celular, desde el momento en el que se le ofrece el servicio y no a última hora en la firma del contrato (como sucede frecuentemente).

Desde el primero de octubre tendrán derecho a interponer sus quejas o peticiones en la página web de la compañía celular y a través de un grupo que estas empresas tendrán que crear en la red social más popular en Colombia (hoy sería Facebook).

Por último, a partir del primero de noviembre los usuarios prepago podrán acumular el saldo que no consuman en una tarjeta prepago. ¿Cómo? Tendrán 30 días, a partir de la fecha de vencimiento de la tarjeta, para transferir los minutos que no utilizaron a una nueva tarjeta prepago.

Estas tres decisiones fueron reveladas ayer por la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) y el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC).

“El mensaje que queremos dar no sólo es el de proteger al usuario; también queremos promover las nuevas tecnologías para que el usuario reclame y se queje a través de ellas”, explicó Cristhian Lizcano, director de la CRC. Además, reiteró que las compañías de celular tienen la obligación de responder estas quejas y reclamos como si se tratara de una petición en físico.

Publicidad engañosa

En el sitio web de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) también hay un espacio reservado para la protección al consumidor, una área que “promueve la calidad en los bienes y servicios y vela por el cumplimiento de los derechos de los consumidores”.

Precisamente El Espectador tuvo acceso a una resolución firmada por esta área, el pasado 30 de julio, “por medio de la cual se impone una sanción” a la compañía Colombia Móvil (Tigo) por publicidad engañosa.

En el mensaje publicitario, denunciado por Comcel ante la SIC, Tigo anuncia la entrega de sus teléfonos con las bandas abiertas lo que, según ellos, les permitirá a los usuarios tener la libertad de cambiarse de operador.

La SIC resolvió que “el mensaje publicitario es engañoso e induce a error al consumidor”, al no informar a los usuarios que la compañía, al igual que los otros proveedores de servicios de telecomunicaciones, tiene cláusulas de permanencia mínima en sus planes pospago. Tigo tendrá que pagar una multa de cerca de $10 millones por esta actuación. Al ser consultada, la compañía aseguró que no había sido notificada de la decisión.

Tanto en la SIC como en la Comisión de Regulación de Comunicaciones los usuarios de telefonía móvil tienen defensores de sus derechos. Las posibilidades para quejarse o reclamar llegarán incluso a las redes sociales en menos de dos meses.