Cierran paso a camiones en la frontera con Venezuela

El comercio en Cúcuta es normal, pero ya no se consigue combustible con precio preferencial.

Se agudiza la crisis en la frontera colombo-venezolana para el sector transportador colombiano.

Así lo denunció Jorge García, presidente de la Confederación Colombiana de Transportadores, quien explicó que desde hace dos días la frontera está cerrada para los camiones nacionales.

El dirigente explicó que cerca de mil vehículos se encuentran estacionados en Paraguachón, San Antonio y Arauca.

Antonio Mendoza,  propietario de un automotor, señaló que antes del incidente, los camiones que viajaban entre Cúcuta y Arauca utilizaban una vía venezolana para llegar más rápido. Pero hoy viajan por la Carretera de la Soberanía, la cual está en lamentable estado, requiere más tiempo y eleva los costos 300%.

Entre tanto, el comercio en Cúcuta no se ha interrumpido. Aunque al final de la tarde de ayer se presentaron enfrentamientos entre comerciantes colombianos y la policía venezolana.

A pesar de estos hechos,  Pedro Sayago Rojas, director de la Cámara de Comercio de Cúcuta, dice que la ciudad se ha acostumbrado a los constantes pronunciamientos del presidente Hugo Chávez, sobre restricciones en el comercio bilateral. El dirigente afirmó que afortunadamente Cúcuta y su área metropolitana han adquirido vida propia, lo que les ha permitido depender menos de la economía del vecino país.

Sayago reconoció que el contrabando de gasolina desde Venezuela está siendo atacado estos días, debido a que el 21 de agosto concluye un acuerdo binacional por medio del cual Pdvsa le vende a Colombia 4,5 millones de galones de gasolina cada mes. Uno de los requisitos para la prórroga es que Colombia combata el contrabando.

Ante la situación, los gremios de la producción de ambos países organizaron marchas por la paz. Una partirá desde San Antonio del Táchira, en Venezuela, y la otra desde Cúcuta, y se encontrarán en el puente Simón Bolívar.