La cedulación ganadera

El nuevo sistema de identificación ya se puso en marcha. A la fecha, cerca de 75 mil cabezas forman parte del programa Sinigán.

Desde el pasado 26 de octubre de 2008, cuando se identificó el primer animal en La Esperanza,  departamento de Córdoba, y hasta el 22 de julio, 74.210 cabezas de ganado habían ingresado al plan denominado Sinigán.

El Sistema Nacional de Identificación e Información del Ganado Bovino es uno de los pasos que da el sector con el fin de transformar productivamente esta actividad. Tanto el sector privado, representado en Fedegán, como el Gobierno, por medio del Ministerio de Agricultura, adelantan el plan piloto del Sinigán, en el que participan animales de 13 departamentos de Colombia.

De acuerdo con lo que explica Marcelino Acosta, gerente del Sinigán, en el desarrollo piloto se están evaluando cuatro marcas diferentes de identificadores, “con el fin de establecer el estándar de los Dispositivos de Identificación Nacional (DIN) a utilizar en las siguientes fases del programa. Los parámetros que se están evaluando son los siguientes: deterioro, retención, inviolabilidad, salud y bienestar animal, lectura electrónica y observación visual”.

Este plan pretende que en el año 2017 el 80% del hato ganadero nacional cuente con esta identificación, que permite hacerle el seguimiento a cada vaca, toro o ternero, pues allí aparece su fecha de nacimiento, el lugar y sus condiciones. Esta misma información está en los subproductos como la leche y la carne.

“Más allá de los aspectos tecnológicos y técnicos de ganadería, se trata de un cambio de cultura hacia la trazabilidad, que será columna vertebral para muchas otras cosas”, explicó Andrés Fernández Acosta, ministro de Agricultura.

Temas relacionados