Doble instancia para congresistas

Altas cortes estudiarán documento del Ejecutivo. 15 de agosto, fecha límite para radicar reforma en el Congreso de la República.

Modificar la elección del Procurador; instaurar la doble instancia para el juzgamiento y pérdida de investidura de los congresistas; replantear la composición de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura; elegir a un gerente general en la Rama Judicial; limitar la edad de los jueces para el ingreso a las altas cortes y ampliarles el período; exigirles un mínimo de 20 años de experiencia; autonomía en la elección de sus propios magistrados e independencia para la Rama Judicial; y cooptación para llenar las vacantes en las cortes. Éstos son los ocho puntos neurálgicos que le planteó ayer el ministro del Interior y de Justicia, Fabio Valencia Cossio, a los presidentes de las altas cortes para la reforma a la justicia. El objetivo es que ellos estudien la propuesta y lleguen a un consenso para que el proyecto sea radicado en el Congreso antes del 15 de agosto.

En una corta rueda de prensa, en la Sala Plena del Consejo Superior de la Judicatura, el ministro Valencia Cossio, en compañía del nuevo viceministro de Justicia, Édgar Sanabria Melo, dio a conocer a la opinión pública la serie de “ideas” que el Gobierno le propuso, en una reunión a puerta cerrada, a los presidentes Humberto Sierra Porto, de la Corte Constitucional; Hernando Torres Corredor, del Consejo Superior de la Judicatura; Enrique Gil Botero, del Consejo de Estado, y Francisco Javier Ricaurte, de la Corte Suprema.

Se planteó que el Procurador General de la Nación sea escogido por el Congreso de una terna que presente el Presidente de los colombianos y que el tiempo de gestión de éste aumente entre 8 ó 12 años. Asimismo, se refirió a la elección del Registrador Nacional del Estado Civil y los magistrados del Consejo Nacional Electoral (CNE). Planteó que, previo concurso, el Consejo de Estado entregaría una lista de candidatos para que el Congreso designe a los miembros del CNE y al Registrador, y que su tiempo de permanencia en el cargo aumentaría también a 8 ó 12 años.

En cuanto al juzgamiento de los congresistas, de acuerdo con la sentencia de la Corte Constitucional en la que se planteó que unos magistrados de la Corte Suprema investiguen y otros sean quienes sentencien, sugirió que los parlamentarios sean juzgados en una primera instancia por la Sala Penal del Tribunal Superior de Bogotá y la segunda instancia la haga la Corte Suprema, aunque indicó que puede haber otra opción y es que la segunda instancia la haga la Sala Plena de la Corte. Esta


sugerencia se presenta un día después de que la Comisión de Notables entregara una propuesta en la que el Fiscal sería quien procese a los congresistas y la Corte quien los juzgue.

Referente a la pérdida de investidura de los congresistas, reveló el Ministro que se haría un juzgamiento similar. La primera instancia sería adelantada por el Tribunal Administrativo de Cundinamarca y la segunda por la Sala Plena del Consejo de Estado. En cuanto a quienes sean competentes de la Comisión de Acusación, las investigaciones serían adelantadas por la Fiscalía, y el Congreso quien sancione o absuelva.

En otros apartes el ministro planteó volver a la cooptación como elemento fundamental de la independencia y autonomía de la Rama Judicial. Lo que propuso el Gobierno es que sean las mismas cortes, el Consejo de Estado y la Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura, quienes definan los reemplazos de sus vacantes. También planteó el Gobierno cambios en la edad para el ingreso a las cortes. El ministro indicó que lo sugerido en cuanto a la edad para el ingreso de los magistrados es de 45 años mínimo, siempre que alberguen una experiencia de 20, ya sea en la academia, la Rama Judicial o el ejercicio profesional. En este punto también indicó que la edad de retiro forzoso pase de 65 a 70 años de edad y que el período se aumente de 8 ó 12 años.

El ministro propuso que para lograr esa independencia entre los poderes se sustraería a las cortes a la elección de funcionarios, a excepción del Fiscal General de la Nación, quien se elegiría de la misma forma como se viene haciendo hoy. Es decir, que el Presidente de la República escoge una terna y la elección la hace la Corte Suprema de Justicia. El ministro agregó que la Rama Judicial será fortalecida, pero que se presentaría una reforma en la composición de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura. El cambio que propone el Ejecutivo es que ésta quede compuesta por los presidentes de las cortes Constitucional, Suprema y Consejo de Estado, un magistrado más elegido por ellos tres y que la Sala elija a un gerente general de la rama. Finalmente, indicó que el tema de la reglamentación de la tutela la deja en manos de las cortes.

Puntos de la iniciativa

- Doble instancia para los congresistas, una primera en el Tribunal Superior de Bogotá y Tribunal Administrativo de Cundinamarca y segunda en Corte Suprema y el Consejo de Estado.

- Quienes quieran ingresar a las altas cortes podrán hacerlo mínimo a los 45 años y deberán retirarse a los 70 años. Para ser magistrado serán necesarios 20 años de ejercicio profesional.

- Propone regreso a la cooptación para llenar las vacantes en las cortes, el Consejo de Estado y la Sala Disciplinaria del Consejo de la Judicatura.

- El Procurador lo elegiría el Congreso por terna del Presidente de la República y tendría un periodo más amplio.

Temas relacionados

 

últimas noticias