Freno a ‘favores’ entre Ejecutivo y Rama Judicial

A la polémica por la anunciada reforma a la justicia del Gobierno, se suma ahora un ingrediente más.

Un proyecto de ley, que busca establecer el principio de la transparencia en la gestión de los asuntos públicos y privados, radicado en el Congreso por el senador Rodrigo Lara, incluye una norma que prohíbe a los familiares de personas en altas dignidades de la Rama Judicial y de la Organización Electoral ser designados en cargos de libre nombramiento y remoción en el Ejecutivo, así como el tener contratos de prestación de servicios con entidades estatales.

Asimismo, la ley busca que dichos familiares tampoco puedan ser postulados por el Gobierno para puestos en organismos internacionales. Según Lara, la infracción a cualquiera de estas prohibiciones “constituye causal de mala conducta, sancionable en los términos previstos en el Código Único Disciplinario”. La prohibición incluye al cónyuge o compañero (a) permanente y los parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad, segundo de afinidad o primero civil de funcionarios como el Fiscal General, el Vicefiscal, el Registrador y los magistrados de las altas cortes y del Consejo Electoral.

Temas relacionados